Publicidad
Inicia sesión

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Mayoría calificada ficticia y ausencia de opositores, la apuesta de Morena

Las bancadas ofrecieron acampar a sus diputados desde el sábado, pues van “voto por voto” al pleno; en ambos bandos acusan que hay posibilidad de “cañonazos” millonarios.
dom 17 abril 2022 07:00 AM

Para que Morena y sus aliados puedan sacar adelante la reforma eléctrica, y sin tener que fragmentar a una bancada opositora, los legisladores de la llamada "Cuarta Transformación" tendrían que mover sus estrategias para hacer que sus opositores falten, se enfermen, o se "vayan al baño" y para ello necesitan la ausencia de 86 diputados de oposición.

Sólo así podrían, con 415 diputados presentes durante la votación, Morena, PT y Partido Verde, que suman 277 legisladores, lograr la mayoría calificada necesaria para cambiar la Constitución.

Publicidad

Sergio Bárcena, director de la consultora Buró Parlamentario, explica que en un escenario de dos bloques, en el que Morena y aliados voten todos a favor de la reforma y del lado opuesto la Alianza Va por México –que integran PAN, PRI y PRD–, además de Movimiento Ciudadano (MC), sí hay una posibilidad de cambios constitucionales, siempre y cuando se logre reducir el número de diputados presentes en la votación.

También recuerda que en una primera y rápida sesión de domingo de “resurrección”, en plena Semana Santa, bastará que lleguen 251 diputados para que se declare quórum necesario para abrir la sesión, per faltará el número mágico de 415 presentes para que pueda Morena con todos sus legisladores lograr la reforma.

La reforma será sometida a votación del pleno de la Cámara de Diputados en sesión convocada este domingo, luego de que legisladores de Morena y aliados cancelaran la plenaria que se realizaría el martes y difirieran la fecha.

En esa primera sesión se dará publicidad al dictamen, aprobado sólo por Morena y aliados, aunque rechazado por toda la oposición en comisiones dictaminadoras. Luego se levantará ese pleno y se convocará de inmediato a uno nuevo, para someter el dictamen a discusión y votación.

De acuerdo al artículo 135 de la Constitución esta puede ser reformada sólo con el voto “de las dos terceras partes de los individuos presentes” en cada una de sus Cámaras, además de la posterior aprobación de la mitad más uno de los congresos locales.

Así, con 86 ausencias opositoras y 415 diputados presentes en la votación –y no los 500- los partidos de la cuarta transformación alcanzarían, con sus 277 votos, mayoría calificada de dos terceras partes.

De lo contrario, si acuden los 500 integrantes de la Cámara, esa mayoría calificada indispensable para cambiar la Constitución requerirá el voto de 334 legisladores. Hasta el momento en la presente 65 Legislatura -contrario a otras- si se ha presentado muy frecuentemente el pleno casi completo de 498 o 499 diputados.

Pero a Morena le faltan 57 votos de legisladores para acceder a esa votación de mayoría calificada de 334 votos, número determinante que sólo una bancada opositora le garantizaría: el PRI, que cuenta con 71 legisladores.

 

Ni el PRD con 15, ni MC con 24, juntos o separados, darían los sufragios necesarios, y el PAN con sus 113 diputados es quizá la bancada más firme en su postura antireforma.

Por eso, en el escenario de “perfecta cohesión de la oposición y también en el partido en el gobierno” considera Bárcena, es previsible que Morena “apueste al desgaste, a una sesión de domingo muy larga” en la que quizá la madrugada del lunes llamen a la votación “esperando a que algunos no estén o se desgasten para ver si (se ausentan) 86 diputados opositores para que Morena logre la mayoría”.

Acuartelan bancadas, temen cooptación

Esta no sería la primera vez en que casualmente hay ausencias de legisladores, salidas al baño u otras estratagemas, incluso, la entrega de dinero comúnmente llamado “cañonazo” o “maiceo” en el argot político, cuando no la negociación a cambio de reformas, prebendas o triunfos electorales.

Por eso todas las bancadas de diputados comenzaron a diseñar estrategias para no dejar ir un solo voto.

Los legisladores de la cuarta transformación, Morena PT y PVEM se acuartelarán el sábado por la tarde en un hotel ubicado en Viaducto, para definir oradores y afinar la estrategia legislativa.

Para amarrar los votos dormirán ahí y el domingo se irán juntos en camiones rumbo a la Cámara de Diputados.

Morena-
En la LXV Legislatura, Morena y sus aliados tendrán 278 legisladores que representan el 55.6% de los 500 diputados federales.

El líder de Morena, Ignacio Mier, admitió “yo sería presuntuoso si dijera que tenemos los votos” para que prospere la reforma eléctrica. Pero se le permitió hacer política -dijo- por lo que intentó acercarse a las propuestas del PRI, para tener su apoyo.

La oposición hará lo propio, con la alerta de que las organizaciones sociales que apoyan la reforma y habían anunciado mega concentraciones en las afueras de la Cámara de Diputados el martes, en que se votaría la reforma, también pospusieron su concentración para la tarde del sábado 16 de abril, la víspera de la sesión, el día 17.

https://twitter.com/GPPRDmx/status/1513682611125772288?s=20&t=k0Rjd3Ijy6szQrQPhSwEjQ

Los 71 diputados del PRI, 113 del PAN y 15 del PRD pernoctarán en sus oficinas de San Lázaro, para evitar problemas de ingreso el domingo, por los manifestantes. Esto porque están alertados de posibles intentos de reducir la presencia de legisladores opositores que permitan a la 4T la mayoría calificada artificial.

Bancada de Diputados del PRI; con maletas para pernoctar de sábado a domingo en San Lázaro.

 

“Si le están apostando a que haya una menor presencia y este tipo de tácticas diciendo que es para que haya más tiempo para que se reflexione. Pero si creen que nos van a cansar, que van a mermar nuestra presencia, que van a hacer juegos de desgaste. le están apostando mal y perdiendo su tiempo”, atajó el coordinador de los diputados del PAN, Jorge Romero Herrera.

No habrá Judas en Va por México: PAN

El panista Romero Herrera descartó, en términos de Semana Santa, que haya un “Judas” dentro de las bancadas opositoras que vaya a traicionar y votar en pro de la reforma.

Pero también dijo que al blanquiazul no se han acercado empresas para presionar un voto que, por convicción, será en contra.

Por más que coincida la votación con el domingo de “resurrección” la propuesta presidencial no tendrá vida “pues no puede volver a la vida lo que nunca nació”.

https://twitter.com/JorgeRoHe/status/1513751922079145987?s=20&t=OgZXVD-qPsTUA7FjUfCANA

Pero MC, la única bancada que se mueve en solitario, advirtió que no incurrirá en ese tipo de “show” y “pantomimas” de irse a dormir en San Lázaro, según la vicecoordinadora emecista Mirza Flores Gómez.

Es probable, dijo el coordinador Jorge Álvarez Máynez, que se alargue innecesariamente la sesión o se posponga una y otra vez su realización, en estrategia de desgaste.

"Cañonazos de millones"

“La reforma se puede votar con dos terceras partes de los presentes, por eso el riesgo de que, una vez habiendo quórum, si se obstruye el acceso a todos los demás (diputados) ellos puedan aplicar una artimaña para aprobar y poder enviar la minuta al Senado”, alertó el diputado Salvador Caro Cabrera, de MC.

La posibilidad de que se apruebe la reforma no existe salvo que haya dos cuestiones: o que en un descuido legisladores falten o que haya “cañonazos”, advirtió.

En todo caso los votos que se den en el pleno tendrán que ver “con lo que dijo el presidente: cañonazos como los que advertía Álvaro Obregón en su tiempo. No excluimos que esa es la etapa en la que van a estar trabajando” para comprar votos de la oposición.

Pero de no reunir condiciones “van a estar posponiendo hasta que se diluya el tema” y la responsabilidad de la derrota en el intento de aprobar las reformas, la primera del presidente Andrés Manuel López Obrador que no se avala.

Firmas eléctricas detrás de cañonazos: Morena

Para Morena, en cambio, si hay “cañonazos”, estos se prevén de empresas del sector eléctrico a legisladores para que voten en contra de la reforma.

El diputado Emmanuel Reyes Carmona, de Morena, advirtió “no se pone a negociación ninguna gubernatura, vamos a ganar 6 de 6”.

Pero “yo no dudaría que los cañonazos estén dirigidos al bloque opositor, hoy ya se dio cuenta de cómo un cabildero andaba dentro del pleno” dijo al recordar el caso de Paolo Salerno, quien en la sesión de comisiones unidas dictaminadoras apareció sentado en una curul, junto a una diputada del PRD.

https://twitter.com/NachoMierV/status/1513930082607411203?s=20&t=eA6V7wN6UQsVS8LtQASJXw

“Están desesperados y moviéndose, no descartamos incluso que lleguen a diputados de la Coalición Juntos Hacemos Historia (de Morena, PT y PVEM) pero ayer cerramos filas, traemos nuestros números seguros”, aseguró el morenista.

Incluso advirtió que “no se descartan sorpresas durante la votación” de opositores que sí apoyen la propuesta del presidente,

Mencionó entre esos posibles casos el del perredista Marcelino Castañeda, quien el fin de semana pasada participó junto con la vicecoordinadora de la bancada de Morena, Aleida Alavez, en una “asamblea informativa” sobre la reforma eléctrica, en Iztapalapa.

Este perredista dejó su petate el lunes, para regresar el sábado y pernoctar en San Lázaro.

Publicidad
Publicidad