Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Control gubernamental, mantener la CRE y sustituir los CELs, lo que dictaminaron

Morena ofreció al PRI realizar cambios a la reforma del Presidente, algunos se hicieron, pero son menores. El próximo domingo los diputados deberán aprobar o rechazar el nuevo dictamen propuesto.
jue 14 abril 2022 06:30 AM
arte-reforma-electrica.jpg
El debate de la reforma eléctrica se pospuso al domingo 17.

El dictamen de la reforma eléctrica que será sometido a discusión y votación el próximo domingo contiene cinco cambios básicos, el principal, la decisión de mantener a la Comisión Reguladora de Energía (CRE) y la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH), pero sujetas “a lo que determine la ley”.

Además, se prevé la creación de mecanismos alternos a los Certificados de Energías Limpias (CEL) –que sí desaparecerían– para dar paso a nuevos instrumentos que promuevan la eficiencia energética, la reducción de emisiones contaminantes y la generación y consumo de energías limpias. Estos sólo podrían ser desarrollados por el Ejecutivo y tener carácter nacional.

Publicidad

En suma, el dictamen mantiene la propuesta de control estatal del mercado, la cancelación de los permisos de generación eléctrica otorgados y de los contratos de compraventa de electricidad con el sector privado, así como el cambio en el modelo de despacho de la electricidad.

Este domingo se alista la votación, en el pleno de la Cámara de Diputados, del dictamen de la reforma eléctrica, misma que aceptó en sus términos la iniciativa del presidente Andrés Manuel López Obrador, sólo con algunas modificaciones.

Entre ellas, las realizadas por la mayoría de Morena y sus aliados durante la dictaminación, el pasado lunes en el seno de las Comisiones Unidas de Energía y Puntos Constitucionales, en donde el documento sufrió modificaciones pero ninguna de fondo.

Cambios mantienen control estatal del mercado

El paquete de reformas consiste en modificaciones y adiciones a los artículos 4, 25,27 y 28 de la Constitución, por lo que sólo podrán prosperar con mayoría calificada de 334 votos de los diputados presentes al momento de la votación.

Morena, Partido del Trabajo y Partido Verde (PVEM) sólo suman 277, de ahí que necesitan 57 diputados más, por lo que buscan los votos del Partido Revolucionario Institucional (PRI), cuya bancada es de 71 miembros.

En aras de atraerlos, Morena anunció la aceptación de 9 de 12 propuestas de la oposición de la Alianza va Por México, que integran grupos parlamentarios de Acción Nacional (PAN), PRI y de la Revolución Democrática (PRD).

Pero de acuerdo a los diputados opositores, la supuesta aceptación de una parte de sus planteamientos, presentados el 4 de abril como propuesta alterna de reforma eléctrica, no modificó la “estatización” que promueve Morena de la industria eléctrica, ni ofreció garantías de que se privilegiarán energías limpias y baratas.

Y sí, el dictamen mantiene una redacción por la cual la Comisión Federal de Electricidad (CFE) preserva el control sobre el mercado, al dejar la distribución de electricidad en exclusiva, e insistir en que le debe corresponder la generación de al menos 54% de la energía eléctrica del país y la restringir la participación privada a un máximo de 46%.

 

Se mantiene la CRE

En el proceso de dictaminación, el docuemnto originalmente circulado fue modificado en cinco puntos, en todos a propuesta de Morena.

En la parte final del artículo 28 de la Constitución, se decidió mantener un párrafo que el Presidente López Obrador proponía derogar, para eliminar a los órganos reguladores.

En el dictamen se dejó ese apartado en los siguientes términos: “El Poder Ejecutivo contará con órganos reguladores coordinados en materia energética denominados Comisión Nacional de Hidrocarburos y Comisión Reguladora de Energía, en los términos que determine la ley”.

Por tanto, se eliminó del predictamen la propuesta de artículo cuarto transitorio, en el que se ordenaba la extinción de los dos organismos.

“Los órganos reguladores coordinados en materia energética Comisión Nacional de Hidrocarburos y Comisión Reguladora de Energía, se suprimen. Su estructura y atribuciones se incorporan a la Secretaría de Energía, en lo que corresponda”, decía la propuesta original del presidente, que fue eliminada.

Ahora, aunque el dictamen que será votado mantiene ambos órganos reguladores, no se incorporó la propuesta opositora para dotarles autonomía y quedarían sujetos a la legislación secundaria, misma que Morena y sus aliados podrán aprobar con mayoría absoluta (la mitad más uno) de los votos.

En los considerados del dictamen se establece sólo que “la CRE deberá ajustar su marco normativo, filosofía, misión y visión al nuevo orden” de modo que la autonomía de la CRE tenga una regulación híbrida o mixta.

 

Prometen bajar tarifas, pero no dicen cuándo

Quizá el tema que de acuerdo a Morena más se asemejaba al proyecto alterno de Va por México fue el relativo a las tarifas de energía eléctrica.

El 7 de abril las bancadas de la llamada cuarta transformación (Morena y aliados) anunciaron la aceptación de 9 de 12 propuestas opositoras. Entre ellas el establecimiento de un modelo que permitiera precios más bajos y estables de la energía eléctrica, “que baje el precio de la luz; sustituir el modelo de tarifas con criterios comerciales por uno de servicio público”.

La reserva presentada y aprobada por ese bloque oficial quedó reflejada en un nuevo artículo décimo transitorio, que dejó los mecanismos de reducción de tarifas para el futuro, a criterio de la CFE.

“A la entrada en vigor de este Decreto, la CFE procederá a establecer un esquema tarifario del servicio público que permita reducir las tarifas de alumbrado público, de bombeo de agua potable, saneamiento y doméstico”, indica.

Asimismo, la CFE “revisará las que correspondan a las instituciones de salud y educación pública, con el objeto de que su suministro se preste en condiciones asequibles”.

Sustituyen CELs

Otro cambio fue que el presidente López Obrador había propuesto al Congreso suprimir los Certificados de Energías Limpias (CELs), por haber generado, a su juicio, un esquema de abusos que llevaron a la CFE a subsidiar a generadores privados con 6 mil 159 millones de pesos.

Ahora se considera conveniente la sustitución de la CELs por otros mecanismos que impliquen medidas de estímulo y sanción para la generación y consumo de energías sustentables y que, por el contrario, impongan medidas punitivas y cautelares a quienes atenten contra el medio ambiente.

Así, se establece en el artículo tercero transitorio fracción XII “se cancelan los Certificados de Energías Limpias. El Ejecutivo Federal instrumentará mecanismos que contribuyan a la eficiencia energética, la reducción de las emisiones y el incremento de la utilización de energías limpias, en los procesos de generación y consumo de energía eléctrica”.

 

Electricidad, derecho humano

Por último, se agregó al dictamen que será votado una propuesta de adición al párrafo séptimo al artículo 4 de la Constitución –que el presidente no propuso expresamente, sino sólo una mención en el artículo 25-- para reconocer de forma expresa el suministro de energía eléctrica como una condición previa al disfrute o goce de otros derechos humanos.

“Toda persona podrá acceder al uso y suministro de energía eléctrica suficiente y asequible como condición previa para el goce de los derechos humanos que establece esta Constitución. El Estado garantizará las condiciones y la ley definirá las bases y modalidades para el acceso a la energía eléctrica” dice el apartado.

Publicidad
Publicidad