Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El dictamen sobre la Línea 12 pondrá a revisión a tres jefes de gobierno

La investigación sobre qué causó el desplome del 3 de mayo revisará tanto la construcción de la obra, en el sexenio de Ebrard, como su operación y mantenimiento, a cargo de Mancera y Sheinbaum.
jue 17 junio 2021 06:00 AM
3JDG.jpg
Ebrard gobernó la Ciudad de México de 2006 a 2012. Mancera lo hizo de 2012 a 2018. Sheinbaum inició su mandato en diciembre de 2018 y lo concluirá en 2024.

Deficiencias en soldaduras, cantidades de pernos menores a las requeridas y el uso de diferentes tipos de concreto son algunas de las fallas que la empresa DNV detectó en el tramo elevado de la Línea 12 del Metro capitalino colapsado el pasado lunes 3 de mayo. Según el dictamen preliminar de la compañía noruega, esos factores generaron una falla estructural que causó el desplome a raíz del cual murieron 26 personas y decenas más resultaron heridas.

Este es apenas el primer reporte sobre la revisión a la Línea 12. DNV hará otras dos entregas de resultados —el 14 de julio y el 30 de agosto—, para lo que revisará tanto el proceso de construcción de la llamada "Línea dorada", durante el sexenio de Marcelo Ebrard, como la operación que se le ha dado y el mantenimiento que ha recibido la vía, a lo largo de los mandatos en la capital encabezados por Miguel Ángel Mancera y por Claudia Sheinbaum.

Publicidad

El dictamen preliminar de DNV plantea las siguientes preguntas: "¿El diseño ha sido el apropiado para el sistema de la L12? ¿Cumplen los materiales de construcción con lo requerido por el diseño? ¿Cumplió la ejecución de la construcción con lo requerido en el diseño?". Además, señala que es necesario revisar otros factores que pudieran haber sido causales del siniestro, como operación, reparaciones y rehabilitaciones.

De acuerdo con el informe preliminar de la primera fase del peritaje realizado por la empresa noruega DNV, las fallas en la construcción van desde pernos faltantes hasta soldaduras deficientes y discrepancias entre el diseño y la ejecución de la obra.

La respuesta de Sheinbaum

Tras la presentación del dictamen preliminar, la jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum, insistió en que su administración garantizará que haya transparencia en las indagatorias, buscará que la Línea 12 reabra lo antes posible y dejará en manos de las instituciones de justicia determinar si personas o empresas deben ser sancionadas por lo ocurrido .

"Las responsabilidades derivadas de empresas o servidores públicos son competencia de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJCDMX)", dijo la mandataria durante un encuentro con la prensa. En él, también nombró a un grupo de seis especialistas que estarán a cargo del plan integral para rehabilitar la "Línea dorada".

Uno de los integrantes de ese comité será el ingeniero y empresario José María Riobóo, cercano al presidente Andrés Manuel López Obrador desde que él mismo gobernó la capital del país.

Sheinbaum recibió la línea 12 de manos de Miguel Ángel Mancera y en su administración se ha cuestionado que s e han disminuido los recursos al Metro de la CDMX, siendo este año con 15,081 mdp, el más bajo desde 2015.

Publicidad

"Permaneceré atento", dice Ebrard

El exjefe de gobierno y hoy canciller, Marcelo Ebrard, respaldó la realización de indagatorias periciales y técnicas para determinar la causa del desplome y deslindar responsabilidades.

Como ha hecho en otras ocasiones tras el siniestro, defendió el proyecto de la Línea 12, la principal obra pública de su gestión (2006-2012).

El funcionario aseguró que el objetivo de la "Línea dorada" era dotar a los habitantes de la zona sur-oriente de la CDMX de un transporte rápido y económico que los conectara con el centro y el poniente, que su ejecución comenzó después de consultas ciudadanas, que para la edificación se lanzó una licitación pública internacional y que el proceso de construcción contó con aval de colegios de ingenieros y de instituciones de educación superior como la UNAM y el IPN.

En su carta, Ebrard también señaló que la obra —construida por el consorcio formado por ICA, Carso y Alstom— fue recibida de conformidad el 8 de julio de 2013 por la administración que lo sucedió, a cargo de Mancera.

"Permaneceré atento a los avances de la investigación de DNV, particularmente a las respuestas a las líneas de investigación planteadas en las cuatro preguntas al final del informe", se lee en la misiva.

Publicidad

"No voy a repartir culpas", señala Mancera

Minutos después de que DNV diera a conocer su informe, Mancera ofreció una rueda de prensa en la que pidió esperar a que culminen las fases 2 y 3 de la investigación, para que se puedan conocer las causas reales del colapso en la Línea 12.

"No quiero yo convertir en un tema político ni hacer reparto de culpas, yo no voy a caer en esa parte", dijo el exjefe de gobierno (2012-2018) y hoy senador por el PRD, y aseguró tener confianza en que la actual administración capitalina dará pie a una investigación científica, sin sesgos.

"(Espero) una investigación sin ningún tipo de carga política, una investigación de una empresa que me parece seria, que está realizando, y que me parece que también estarán participando el Colegio de Ingenieros y otras instancias", dijo.

Cuestionado por periodistas sobre el mantenimiento que su administración dio a la "Línea dorada", Mancera defendió decisiones como haber mantenido parcialmente cerrada una parte de la vía, los trabajos de revisión y rehabilitación de las curvas 11 y 12, así como la revisión efectuada tras el sismo del 19 de septiembre de 2017.

Publicidad

En el sexenio de Mancera, 11 de las 20 estaciones de la Línea 12 estuvieron cerradas desde marzo de 2014 hasta noviembre de 2015, pues las autoridades señalaban que había problemas que ponían en riesgo a los usuarios.

La situación fue la primera polémica en torno a la "Línea dorada", la de más reciente creación de la red del Metro capitalino.

Publicidad
Publicidad