Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Silvia Sánchez Barrios: "Los comerciantes en las calles pagan sin recibir nada"

La diputada en el Congreso de la CDMX impulsa la ley "Chambeando Ando" que implica la reglamentación del comercio en la vía pública.
lun 01 noviembre 2021 06:24 AM
WhatsApp Image 2021-10-27 at 15.32.08.jpeg
La legisladora proviene de una familia que durante décadas ha estado dedicada al comercio en las calles de la capital del país.

Silvia Sánchez Barrios no se imaginaba que se convertiría en diputada por el Partido Revolucionario Institucional (PRI) en el Congreso de la Ciudad de México. Su candidatura llegó tras la detención de su hermana, la líder de comerciantes en la vía pública, Diana Sánchez Barrios, quien se encuentra en prisión preventiva, acusada de extorsión y robo en pandilla.

“Yo no iba a ser diputada, ni tenía la menor idea de estar aquí, sabíamos que mi hermana iba a ser la diputada. Mi hermana Diana me dijo, me pidió de favor que no tirara su trabajo a la basura. Que ella confiaba en mí y que por favor, lo pensara por la gente. Asumí esa responsabilidad. Soy una mujer de palabra”, dice en entrevista con Expansión Política.

Publicidad

La legisladora lleva como bandera la aprobación de la iniciativa conocida como "Chambeando Ando", que busca regular el comercio en la vía pública en la capital del país, así como establecer derechos y obligaciones para los vendedores.

La iniciativa ha sido criticada por Martha Ávila, coordinadora del grupo parlamentario de Morena, al considerar que busca darle poder a las organizaciones y líderes, en lugar de proteger los derechos de los comerciantes. Silvia Sánchez Barrios defiende su propuesta.

"Las organizaciones históricas, de toda la vida en la Ciudad de México, han sido un muro de contención para toda esta cuestión, tanto de cuidarse del gobierno como cuidarse de la delincuencia organizada... Eso es lo que más me preocupa, porque al rato las autoridades no van a negociar con los líderes sino con la delincuencia organizada”, afirma la diputada del PRI.

La legisladora sostiene que "los comerciantes en las calles de la capital pagan sin recibir nada a cambio". Deben cumplir con las contribuciones del Sistema de comercio en la vía pública (Siscovip), cubrir con cuotas “por debajo del agua”; además de que son víctimas de extorsión por parte del crimen organizado.

“El Siscovip entra a la alcaldía, ¿dónde va a parar ese dinero? ¿A qué beneficios de la alcaldía va ese dinero? No sabemos", recalca la diputada.

Y abunda: “Agrégale todo lo que se cobra por fuera. Las alcaldías son los mayores líderes. De repente te aparece un puesto por ahí, otro puesto por allá, a diestra y siniestra, ¿a dónde va ese dinero? Y gobierno central ni se diga. Gobierno central, a cada líder le cobra su cuota”.

Publicidad

La iniciativa

La propuesta de "Chambeando Ando" fue presentada por Diana Sánchez Barrios como iniciativa ciudadana en 2018; sin embargo, con otras siete iniciativas se elaboró un dictamen que después de tres años, no llegó a votarse en el pleno, ante la oposición de grupos empresariales y el rechazo incluso de Sánchez Barrios.

“¿Sabes por qué en la Primera Legislatura no dejaron que pasara esa ley? Por las organizaciones civiles y los líderes que han estado dando la lucha para que esa ley violatoria no pasara. Ese dictamen prácticamente prohibía todo el comercio popular en la ciudad: en avenidas, afuera de (las estaciones del Metro)”, sostiene Silvia Sánchez Barrios.

Silvia Sánchez Barrios.jpg
Silvia Sánchez Barrios tomó la estafeta para impulsar la iniciativa conocida como Chambeando Ando.

Mientras la legisladora busca alianzas para revivir la ley "Chambeando Ando" en la Segunda Legislatura, su familia continúa la pelea legal para que Diana pueda continuar su proceso afuera de la cárcel, como ya lo consiguió su madre, Alejandra Barrios Richards, quien se encuentra en prisión domiciliaria.

Silvia considera que las detenciones de su hermana y su madre tuvieron como motivación la disputa por gobernar la alcaldía Cuauhtémoc, donde resultó vencedora la candidata de la alianza Va por la CDMX, Sandra Cuevas. La morenista Dolores Padierna resultó derrotada.

“Dolores y Bejarano (René Bejarano, esposo de Padierna) no nos hubieran buscado en los barrios (si Morena hubiera llevado la delantera). Fuimos la piedra en la báscula para poder marcar la línea para dónde se iba el voto", expresa.

Publicidad

“Ellos nos buscaron 15 días antes del voto para decirnos que fuera un voto cruzado, tanto es así que ellos sabían que iban a perder. ¿Cómo podemos hacer eso cuando el voto es secreto y la gente determina por quién va a votar o no?”, señala Silvia.

Sin embargo, la legisladora reconoce que su familia, integrada por líderes del comercio en las calles de la Cuauhtémoc, tiene el poder de influir en las elecciones.

“Nuestras bases están con nosotros. Nosotros les decimos por quién y ellos toman sus decisiones. Tanto es así que pasó hace tres años con el presidente Andrés Manuel (López Obrador). Nosotros dijimos ‘vamos con AMLO’ y así fue, fuimos todos por AMLO”, asegura.

La diputada, quien primero apoyó a Morena y ahora forma parte de los diputados de oposición en el Congreso local, afirma que no es una mujer de partidos, sino de causas.

“Yo no soy de partidos ni estoy casada con las marcas, estoy casada con las causas y mi familia igual, en especial Diana. Diana siempre ha sido de centro izquierda; yo no, yo me puedo pandear para la derecha, para la izquierda, para en medio, para donde sea pero vamos siempre con un mismo fin de defender las causas sociales”, asegura.

Además de sacar adelante la ley del Comercio en Vía Pública, Silvia tiene como prioridades en el Congreso retomar la agenda de Diana para crear el Parlamento trans, apoyar con presupuesto a la Secretaría de Seguridad Ciudadana y reactivar los módulos de policía en la ciudad.

Publicidad
Publicidad