Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

#LaEstampa | El promotor de las Fuerzas Armadas

En los cuatro años de gobierno de López Obrador, la izquierda mexicana ha tenido que tragarse incontables sapos con tal de mantener su lealtad y su fe en la figura lopezobradorista.
jue 06 octubre 2022 06:01 AM
militares
El presidente Andrés Manuel López Obrador ha defendido a los militares, quienes afirma son una institución honesta.

El presidente de México nos ha llevado de lleno a la tierra de George Orwell. En los cuatro años de gobierno de López Obrador, la izquierda mexicana ha tenido que tragarse incontables sapos con tal de mantener su lealtad y su fe en la figura lopezobradorista.

Han justificado la amistad con Donald Trump y el atropello histórico a migrantes. Lo mismo con la ausencia del Estado en el apoyo económico a las miles de familias afectadas por la crisis de la pandemia. Lo mismo con el ataque a organismos autónomos e instituciones educativas independientes.

Publicidad

Todo eso y más, antítesis de un supuesto gobierno, han tenido que justificarle al presidente de México.

Pero lo del martes pasado, uno intuye, es harina de otro costal.

O al menos debería serlo.

¿Qué es la reforma a las Fuerzas Armadas? El Ejército en las calles hasta 2028

Y es que es difícil imaginar que hasta los escépticos más absolutos de la renovación moral desde la izquierda de López Obrador hubieran pensado alguna vez que el hombre que hizo campaña por años y años y años insistiendo en la necesidad de restarle poder y atribuciones a las Fuerzas Armadas se convertiría en su mayor promotor.

Y sin embargo aquí estamos, con López Obrador festejando la aprobación de la reforma que otorga más poder y por más tiempo a las Fuerzas Armadas mexicanas, en detrimento tanto de la rendición de cuentas como de la consolidación de mandos policiales civiles.

Con López Obrador, el Ejército toma todo.

 

Que esta entrega de la vida pública mexicana ocurra en el sexenio del primer presidente de (¿ya podemos decir “supuesta”?) izquierda no es cualquier cosa. Implica la traición más profunda de López Obrador al ideario progresista. No hay una sola voz de izquierda auténtica en el mundo que no desconfíe – y con razón – del encumbramiento de las Fuerzas Armadas en tareas que no le corresponden. Ni una.

O quizá López Obrador es único e inigualable.

Puede ser.

Pero no como él piensa.

___________________

Nota del editor:

Las opiniones de este artículo son responsabilidad única del autor.

 
Publicidad
Publicidad