Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

La falta de entrega de medicamentos de la UNOPS agravará el desabasto

Con el mecanismo de la ONU se adquirió el 51% de lo requerido y la Secretaría de Salud salió a conseguir el resto de manera emergente, lo que aletargará la distribución, coinciden especialistas.
mié 21 julio 2021 06:00 AM
Tabletas de pastillas.
La ONU y el gobierno de México no lograron la cabalidad de un convenio para la distribución de los medicamentos requeridos en el país para 2021.

A 164 días para el fin de año, el gobierno federal dio a conocer los resultados de la adquisición de medicamentos y materiales de curación correspondientes a 2021.

La totalidad de la compra -2,034 claves requeridas- estaba prevista a través de la Oficina de Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS, por sus siglas en inglés), pero no se logró y la Secretaría de Salud adquirió el resto de manera emergente.

Publicidad

A decir de especialistas en adquisición de medicamentos, el hecho de que no se haya logrado la compra total a través de la UNOPS puede provocar que continúen los problemas de abasto. Los contratos del material que faltó se empezaron a firmar en estos días, los insumos tardarán todavía en llegar, aunado a que la distribución aumentará los costos.

De acuerdo con el secretario de Salud, Jorge Alcocer, en El Pulso de la Salud del martes 20 de julio, la UNOPS solo logró adjudicar el 51% de lo requerido (1,038 claves), en tanto que la dependencia a su cargo se dio a la tarea de conseguir las 996 claves restantes, de las cuales 710 eran de medicamentos y 286 de materiales de curación, en solo 37 días.

Enrique Martínez Moreno, director general del Instituto Farmacéutico (Inefam), señala que de los contratos que se firmaron en estos días, las piezas empezarán a verse en el cuarto trimestre del año, pero no antes, debido a que hay productos que tardan en obtenerse y procesarse, por eso se hace la planeación y las compras con antelación, pues algunos productos incluso tienen periodo de caducidad.

“No creo que todavía podemos ver las compras, en el tema de medicamentos no son productos que están guardando, esperando que se puedan desplazar cuando sean requeridos (…) un producto solicitado a tiempo, en 3 o 4 meses se podría tener”, comenta.

Publicidad

De las 1,038 claves que adquirió la UNOPS, por un volumen de 895 millones de piezas y una inversión de 45,422 millones de pesos, se han formalizado contratos para 995. Actualmente, informó Salud, hay 196. 5 millones de piezas en el país, de las cuales solo han sido entregadas 25.8 millones en instituciones y 170.7 millones están en tránsito; es decir, 8 de cada 10 aún no llegan a sus destinos.

La Secretaría de Salud logró la adquisición de 950 claves, 639 de medicamentos y 311 de material de curación, lo que significa 1,729 millones de piezas entre 816 millones de medicamentos y 912 millones de material de curación.

El secretario de Salud aseguró que fue posible comprar sin sobreprecios y con ahorros. Detalló que el presupuesto para la compra sectorial era de 38,727 millones de pesos y se adquirió lo que se necesitaba por 31,547 millones de pesos; es decir, se logró en este momento un ahorro por 7,180 millones de pesos.

Publicidad

¿Ahorros con este modelo de compra?

En total, el volumen de piezas adquiridas fue 2,624 millones 768,642 piezas de las que 1,514 millones son medicamentos y 1,110 millones son piezas de material de curación, y se logró un monto de ahorro estimado en 18,919 millones de pesos con un ahorro de 11,880 por UNOPS y a nivel sectorial 7,180 millones de pesos.

El presidente Andrés Manuel López Obrador celebró los resultados y aseguró que se “quebró el sistema de corrupción” que se había establecido y que impedía contar con medicamentos y medicamentos de buena calidad. “Además del abasto, esto ha significado también ahorros importantísimos para la hacienda pública”, afirmó.

En el tema de la distribución, el Ejecutivo federal reconoció que se tiene que mejorar el sistema, en tanto que Martínez Moreno prevé que puede haber “cuellos de botella” que tendrán a cargo Birmex e Insabi, quienes no tienen la capacidad logística.

En cuanto a las empresas, Alcocer señaló que fue posible aumentar la participación de proveedores, pues participaron 244 compañías y resultaron adjudicadas 171. “Un logro importante respecto a la competencia es que la compra se concentraba antes en 10 empresas que acaparaban el 80% de todo lo adjudicado, una sola de ellas, Fármacos Especializados, concentraba el 35%”, dijo.

Publicidad

En cambio, con esta compra el proveedor que logró el porcentaje más alto fue Gilead Sciences con el 6.78%, seguido de Birmex y otras empresas como Pfizer, Roche y Novartis, entre otras.

“Las 10 empresas que más concentraron hoy suman 38.2% y no es ninguna de las 10 empresas que tradicionalmente concentraban el mercado”, comentó al señalar que entre los países que participaron están Alemania, Argentina, Canadá, Corea del Sur, Cuba, Estados Unidos, Francia y la India.

En ese sentido, los especialistas consultados por Expansión Política cuestionan cómo el Ejecutivo federal en este rubro sí busca las compras en el extranjero, cuando en otros temas prefiere lo nacional. “Así como el presidente tiene la idea de que no podemos depender de otros países en ciertos sectores como el energético, yo no sé cómo no puede tener la misma visión cuando es mucho más eficiente que se produzcan y distribuyan medicamentos en México”, dice Irene Tello, directora de Impunidad Cero y autora del estudio Operación Desabasto.

Tello asegura que no se puede calificar de “exitoso ni ahorrador” el nuevo modelo, pues se han tenido que hacer compras de emergencia, que pudo haber sido a sobrecosto, además del monto de la distribución que antes se incluía en la compra consolida, y de todos los problemas de salud que ha tenido el desabasto de estos dos años en la vida de miles de pacientes. “ Me queda claro que esto no ha sido definitivamente un éxito”, dice.

Publicidad
Publicidad