Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Va por México se diluye en los estados: PAN, PRI y PRD pierden 11 entidades

Los resultados preliminares arrojan que los partidos de esa alianza, perdieron en entidades en las que gobiernan: el PAN, en dos; el PRI, en ocho; y el PRD, en el único que tenía, Michoacán.
mar 08 junio 2021 06:00 AM
ALIANZA
Aliados, dos partidos que representan a la derecha y uno a la izquierda, presentaron candidatos en común. La estrategia no les trajo ninguna victoria en los estados.

Las elecciones de 2021 dieron una sacudida a la composición electoral actual, en donde los partidos que conformaron la alianza Va por México no obtuvieron la victoria en ninguna de las 11 de las 15 gubernaturas en disputa en las iban juntos, en tanto que los tres perfilan tener la más baja votación en una elección intermedia.

Pese a los cantos de victoria por el freno que le puso la alianza a Morena para obtener la mayoría calificada, los resultados estimados no vislumbran buenas noticias para estos partidos que decidieron dejar pasar sus diferencias ideológicas y se unieron en contra del partido que fundó el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Publicidad

Al analizar los resultados previstos, la politóloga Viridiana Ríos explicó en una mesa de análisis realizada por Expansión Política sobre los resultados de la jornada electoral que en realidad, todos los partidos perdieron, pues no ganaron ninguna de las candidaturas en los estados donde iban juntos.

“¿Qué nos habla de esto? Nos habla de que el votante se enfrenta a una boleta donde el candidato a gobernador es PRI, PAN, PRD, muy probablemente no le gusta esta alianza, muy probablemente la rechaza, no la entiende, es una alianza multiparidista antiideológica, pero en el Congreso probablemente le dan más el beneficio de la duda, a nivel federal”, comentó.

Al cierre de las casillas, los dirigentes de los partidos Marko Cortés (PAN), Alejandro Moreno (PRI) y Jesús Zambrano (PRD) festejaron lo que veían como un triunfo rotundo de la coalición que decidieron formar, pero conforme avanzaron los conteos, se quedaron con un único motivo de celebración: el hecho de que en la Cámara de Diputados impidieron que Morena consiguiera mayoría calificada.

Mientras que los estados, poco a poco se les fueron de las manos, al grado de que de los 15 en disputa, el PAN fue el único que consiguió conservar dos. Nuevo León se perfila para Movimiento Ciudadano y San Luis Potosí, para el PVEM, en tanto que Morena se quedaría con 11 gubernaturas para alcanzar un total de 16 entidades, la mitad del país.

Publicidad

A unas horas del cierre del Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP), los tres partidos se ubican por debajo de los votos y porcentajes obtenidos en otras elecciones intermedias.

En 2015, el PAN obtuvo 21.04% y 8 millones 327,526 votos. Hasta las 15:00 horas del lunes, registraba 8 millones 619,510 votos, que representaba 18.34% . Este partido que postuló a dos presidentes que gobernaron dos sexenios continuos, de 2000 a 2012, tuvo la cifra más baja de votación en las elecciones de 2018 (que no fueron intermedias) con 17.93%, pero 10 millones 33,157 votos.

Para el PRI, aunque no es la cifra más baja por número de votos –la cual se registró en la intermedia de 2003 con 6 millones 166,358 votos– sí es el porcentaje más bajo en comicios para renovar la Cámara de Diputados sin elección presidencial, con 17.75% hasta el corte, pese a que en 2018, su porcentaje fue de 16.57% y sus votos sumaron 9 millones 271,950.

Ve también: Alianza opositora logra bloque de contención en Cámara de Diputados

En tanto que para el PRD, sí han sido los peores resultados que ha obtenido desde su fundación en 1989, cuando surgió como una partido de izquierda. De hecho, fue dirigido por Andrés Manuel López Obrador, presidente de la República, y lo postuló en dos ocasiones a Andrés Manuel López Obrador a la Presidencia de la República. Al corte de las 15:00 horas tendría 3.66% de la votación con 1 millón 719,861.

Publicidad

¿Y en los estados? La alianza no se llevó ninguno

A finales de 2020, tres fuerzas políticas más importantes en el país PAN, PRI y PRD decidieron aliarse para contender en 11 de las 15 gubernaturas y en 219 distritos para la Cámara de Diputados para ganar más espacios. En ninguna de estas entidades la alianza tuvo resultados favorables.

En el caso del PAN, ganó más donde fue solo o con el PRD, como en el caso de Querétaro, con Mauricio Kuri, y Chihuahua con María Eugenia Campos, respectivamente, pero en el caso del PRI y del PRD, ambos perdieron los estados en los que gobernaban.

En total, el PAN conservó dos y perdió dos de las cuatro entidades en las que gobierna: Baja California Sur y Nayarit; mientras que el PRI perdió sus ocho estados en disputa -entre ellos sus bastiones, Colima y Campeche, donde no había habido alternancia, de los cuales siete frente a Morena y uno (San Luis Potosí) ante PVEM. En tanto que el PRD perdió su entidad, Michoacán, ante la ola morenista.

En la misma mesa de Expansión Política, Carlos Bravo Regidor detalló que estas “alianzas pragmáticas” entre partidos tienen un saldo muy irregular, relacionados con el hecho de que los electorados no siempre se comportan conforme a la premisa que si dos partidos se unen van a poder sumar a sus electorados.

“Hay panistas a los que no les gusta que el PAN se alíe con el PRI, hay perredistas que no les gusta que el PRD se alíe con el PAN, y en esas alianzas, esos partidos, pierden a sus electores y eso explica en otros lugares el fortalecimiento de otras opciones”, comentó.

A nivel local estamos viendo una reconfiguración que tiene que ver en parte con el electorado y con una estrategia de estos tres grandes partidos tradicionales en la que no necesariamente se ve reflejado el electorado.
Carlos Bravo

Publicidad
Publicidad