Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

#ColumnaInvitada | Electricidad, ¿dónde quedamos?

Es una lástima que prevalezca la polarización. México requiere instituciones fuertes que eviten que minorías codiciosas generen “privilegios” por encima del interés general.
sáb 23 abril 2022 07:00 AM

Para ser aprobada, la iniciativa de reforma presentada por el presidente López Obrador requería contar con una mayoría calificada. La votación que Morena y sus aliados necesitaban el pasado domingo era de 2 terceras partes; es decir, 334 votos de los 500 diputados y diputadas que conforman el pleno en San Lázaro.

En una larga y tensa sesión, con 275 votos a favor, 223 en contra y 0 abstenciones, el dictamen que proponía reformar la Constitución Política en materia de energía y de acceso a la energía eléctrica, no alcanzó el apoyo suficiente. Al final del día, el proyecto fue desechado.

Publicidad

Desde las mesas de parlamento abierto, quienes defendieron la iniciativa argumentaron que con ella, la Comisión Federal de Electricidad (CFE) dejaría de perder recursos tanto por no despachar energía en beneficio de unos cuantos, como por “subsidiar” a privados mediante la compra de electricidad.

Los que se opusieron criticaron que de aprobarse, en los próximos 15 años se tendrían que desembolsar del presupuesto federal unos 80,000 millones de dólares para pagar líneas de transmisión, distribución y las plantas de generación, recursos con los que una CFE “monopólica” no contaría.

Más allá de estos posicionamientos, lo cierto es que jamás hubo un verdadero interés por construir acuerdos. En el debate predominaron las descalificaciones, por encima de los razonamientos técnicos.

Después de la votación todo se ha trasladado a la arena mediática. En un ambiente crispado, el bloque conformado por “Va por México” (PRI, PAN, PRD) y MC, bajo el grito de ¡México! ¡México! celebraron lo que calificaron como una derrota “histórica” para el grupo en el poder.

Por su parte, las bancadas aliadas del lopezobradorismo no pararon de gritarles “¡Vendidos! ¡Vendidos!” Sus dirigentes incluso amagaron con exhibir “en las principales plazas del país” a todos aquellos que por votar en contra de la iniciativa, calificaron de “vendepatrias”.

En la discusión posterior, muchos seguidores de López Obrador han manifestado su “satisfacción” por el resultado, argumentando que “los opositores cayeron en la trampa”, toda vez que “quedaron evidenciados como defensores de intereses privados”.

Los contrarios, por su cuenta, festejaron el resultado, por considerar que consolidaron la coalición “Va por México” y ahora, junto con MC, podrían frenar otros cambios como el propuesto para el Instituto Nacional Electoral. Muchos de ellos también han dicho que el nuevo contexto de “unidad” les abre una enorme posibilidad de triunfo para el 2024.

Más allá de fanfarrias y ataques de uno u otro lado, lo cierto es que en materia de energía eléctrica, la falta de diálogo y acuerdos políticos nos ha dejado en una situación subóptima y con sobrada incertidumbre.

 

Tras la votación de la Suprema Corte en la que no se declaró inconstitucional la Ley de la Industria Eléctrica, sobrevendrán infinidad de amparos y aún es poco evidente cómo actuará el gobierno respecto a la operación de los generadores privados.

Es una lástima que prevalezca la polarización. México requiere instituciones fuertes que eviten que minorías codiciosas generen “privilegios” por encima del interés general. A la vez, necesita un esquema claro y eficiente que permita a la inversión privada generar suficiente energía eléctrica en los próximos años.

Desafortunadamente, el debate legislativo no logró resolver estos temas de fondo. Es importante que la #SociedadHorizontal evite contaminarse de las estridencias que ha tenido el debate público y construya una propuesta con sólido soporte popular que atienda estos pendientes.

___________________

Nota del editor:

El autor es abogado y economista, fue diputado federal, senador de la República y aspirante a una candidatura independiente a la Presidencia.

Las opiniones de este artículo son responsabilidad única del autor.

 
Newsletter
Recibe la información más relevante del gobierno y la sociedad.

Ve a tu email y consulta tu suscripción

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad
Publicidad