Publicidad
Inicia sesión

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Insabi ‘olvidó’ 185 ventiladores comprados en la pandemia de COVID

El contrato por 1,000 ventiladores se modificó a 700, de los cuales 515 se recibieron y repartieron en hospitales y 185 no fueron recogidos en la aduana de Manzanillo, Colima.
mar 05 abril 2022 05:19 PM
ventiladores imss coronavirus
La empresa Viva Enterprises Limited señaló que el Insabi ocultó información a la Auditoría Superior de la Federación, pues ellos cumplieron con el contrato de adquisición de ventiladores.

Unos días después de que la Organización Mundial de la Salud (OMS) clasificara el COVID-19 como una pandemia, México –al igual que otros países– se dedicó a buscar insumos médicos para atender la emergencia, entre esos 1,000 ventiladores, en cuya compra se detectaron irregularidades, de acuerdo con la Auditoría Superior de la Federación (ASF).

La auditoría 243-DS de la Cuenta Pública 2020 reveló que 650 de estos ventiladores, con un costo de 920.4 millones de pesos no habían sido entregados. No obstante, la empresa inglesa asegura que el contrato inicial se modificó a 700 aparatos, de los cuales 515 se entregaron (50 el 18 de julio como consta en los documentos de la ASF) y se repartieron a hospitales del país, mientras que 185 no fueron recogidos en la aduana de Manzanillo, Colima, por el Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi).

Publicidad

“Confirma que 185 ventiladores modelo Aeonmed V670, procedentes de China, no fueron retirados por el INSABI de la aduana del puerto de Manzanillo, Colima”, señaló la empresa en una nota informativa en la que anexa también un documento validado por el corredor Público 38, Carlos A. Matsui, en el que se da detalle de las actas de recepción y ubicación de los equipos en 26 estados del país.

En febrero de 2020, cuando la ASF presentó su informe de la Cuenta Pública 2020, destacó irregularidades en la adquisición de estos insumos, entre ellas que no se justificó que se hiciera una evaluación de mercado para determinar la adjudicación directa, aunque sí reporta que se hizo la devolución equivalente a los 300 ventiladores por la modificación del contrato.

“Se comprobó que de los 1,416,064.0 miles de pesos pagados el 13 de abril de 2020 al proveedor por la adquisición de los 1,000 ventiladores, el 19 de junio de 2020 éste realizó un reintegro por concepto del rembolso del pago realizado por 300 ventiladores por 17,760.0 miles de dólares a un tipo de cambio de 22.6088, equivalente a 401,531.8 miles de pesos, por los cuales el INSABI había pagado el 13 de abril de 2020 un monto equivalente a 424,819.2 miles de pesos”, señala la ASF.

Pero de los 650 ventiladores restantes, sin contar los 50 que se reportan como entregados, expuso que el Insabi no proporcionó evidencia de su entrega, por lo que se presentó copia del oficio de fecha 4 de enero de 2021 mediante el cual el director general del Instituto solicitó al Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, el apoyo de dicha dependencia a efecto de que se inicien acciones para seleccionar algunos de los despachos jurídicos ingleses recomendados para hacer efectiva la responsabilidad contractual del proveedor.

 

“En respuesta, mediante oficio de fecha 21 de enero de 2021, el director de Asuntos Jurídicos de la Secretaría de Relaciones Exteriores le comentó que dicho instituto es el que debería emprender y encabezar acciones legales en contra del proveedor, con el apoyo y supervisión de la Consejería Jurídica del Ejecutivo Federal”, se detalla en la auditoría en la que se explica que en mayo de 2021 se inició la representación procesal del Insabi ante los tribunales del Reino Unido e iniciar las acciones legales tendientes hacer efectiva la responsabilidad contractual del proveedor.

En febrero, la Auditoría solicitó al Instituto de Salud para el Bienestar aclare y proporcione la documentación adicional justificativa y comprobatoria de 920 millones 441,600.00 pesos, además emitió promoción de responsabilidades administrativas sancionatorias para servidores públicos por las irregularidades en la adquisición para que el Órgano Interno de Control realice las investigaciones pertinentes.

A partir de eso, la empresa detalló la entrega de los equipos y la responsabilidad del Insabi en el faltante, además asegura que los funcionarios de salud ocultaron información a la ASF, por lo que llama también a que se revísela actuación de los servidores a fin de llegar a un “litigio que carece de fundamento”.

En comunicaciones con fecha 21 de marzo de 2022, Héctor Gabriel Garza del Fierro, apoderado de Encore Health, sociedad que es mandataria de Viva Enterprises Limited, con la ASF, se desglosa evidencia de la entrega de los 515 ventiladores, así como notificaciones de que los 185 restantes se encontraban en el puerto de Manzanillo, pero no fueron recogidos por el Insabi, por lo que “causaron abandono por la negligencia de los funcionarios”.

ventiladores
La empresa inglesa proporcionó a la Auditoría Superior de la Federación la información sobre la entrega de los ventiladores y de que el Insabi no recogió 185 equipos.

Asimismo, se informó que los eventos fueron notificados ante la Secretaría de la Función Pública para que se ejerza acción legal en contra de “aquellos funcionarios públicos del Instituto Nacional de Salud para el Bienestar que le ocultaron y/o tergiversaron información a la Auditoría Superior de la Federación”.

 
Publicidad
Publicidad