Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Se inicia la pugna interna del PAN por su dirigencia nacional

Gonzalo Altamirano, presidente de la Comisión Organizadora Nacional de la Elección del CEN, sostiene que habrá "piso parejo" y desmiente favoritismo para la reelección de Marko Cortés.
dom 22 agosto 2021 07:00 AM
Marko
Con el fantasma de la ruptura de 2018, el partido fundado por Manuel Gómez Morín encara el proceso para elegir a su dirigente nacional.

Superada la elección del 6 de junio que lo llevó a integrar alianzas coyunturales con sus otrora adversarios políticos -los partidos Revolucionario Institucional (PRI) y de la Revolución Democrática (PRD)-, Acción Nacional (PAN) se prepara para elegir el domingo 24 de octubre a su nueva dirigencia nacional.

Antes deberá alejar al fantasma de una nueva ruptura como en 2018, que derivó en la salida de importantes cuadros del partido, vencer sus añejas y nuevas diferencias internas, derivado de los magros resultados de la pasada contienda federal interna y sobre todo, salir fortalecido para elegir a su candidato presidencial en 2024.

Publicidad

Para quienes aspiran a dirigir el partido que tiene más de 280 mil afiliados en el país, según su último padrón, su Comisión Organizadora Nacional del Comité Ejecutivo Nacional (CONECEN), encabezada por Gonzalo Altamirano Dimas, garantizó “piso parejo”.

Lo que se busca, dijo en entrevista con Expansión Política, el árbitro de la contienda interna panista, es que “el proceso electoral se viva con legalidad y certeza de las acciones y resultados de quienes intervenimos en ella”.

De entrada, Altamirano Dimas convocó a candidatos, militantes y autoridades del partido, tanto del CEN como estatales y municipales, así como gobernadores y alcaldes emanados de sus filas, a desempeñarse con responsabilidad para que este proceso llegue “a buen puerto”.

Publicidad

Ni favoritismos ni propuestas “cargadas”

Gonzalo Altamirano desmintió los señalamientos de distintos grupos en el sentido de que existe favoritismo en el Comité Ejecutivo Nacional (CEN), en pro de la reelección de su actual dirigente nacional, Marko Cortés Mendoza.

“Lamento que se den este tipo de expresiones, pero quien las hace desconoce la historia del PAN y las prácticas el partido”, expuso el político con más de 53 años en las filas panistas.

Altamirano Dimas recordó que en todos los procesos, invariablemente las propuestas de la integración de las comisiones las hace el presidente del partido. “Las propuestas siempre las han hecho así, de las diferentes comisiones, incluida la Comisión de Elecciones”, detalló.

Además, indicó que los reglamentos establecen que el presidente nacional albiazul en turno, hará la propuesta y es el consejo nacional el que decide aprobar o rechazar esa integración.

Por lo tanto, sentenció que “es una falacia eso de decir que (….) la propuesta ya va cargada. Quien aprobó, quien ratificó fue el consejo y nosotros (la comisión) respondemos ante el Consejo Nacional. Es simplemente meter ruido a la campaña”.

Publicidad

¿Quién es Marko Cortés?

El actual dirigente nacional del PAN, Marko Cortés, próximo a cumplir 44 años de edad y quien, de acuerdo con los estatutos, puede buscar la reelección por una sola ocasión, es originario de Zamora, Michoacán.

El exsenador y exdiputado federal encabeza al panismo desde el 19 de octubre de 2018, luego de una contienda en la que derrotó a Manuel Gómez Morín (79% vs 21%), quien se quejó de un proceso interno parcial, inequitativo y antidemocrático.

“Participé de buena fe en un proceso interno que terminó siendo parcial, inequitativo y antidemocrático. Este PAN hoy, así, no le sirve a México”, escribió Gómez Morín en su cuenta de Twitter el 11 de noviembre de 2018, día en que se efectuó la elección interna.

Antes de dejar de utilizar esa cuenta, Gómez Morín Martínez del Río, nieto del fundador del PAN, Manuel Gómez Morín, instó a seguir luchando al interior del PAN para fortalecerlo y encauzar las demandas del panismo auténtico.

También, pidió recomponer su estructura interna y promover los cambios que le devuelvan su esencia democrática, el apego a sus principios y sobre todo recuperar la confianza de los electores-

Quien no solo se quejó, sino que en pleno proceso interno renunció a las filas panistas, fue el expresidente Felipe Calderón Hinojosa, no sin antes informar que votó por Gómez Morín y denunciar que la manipulación del padrón interno anula cualquier posibilidad de cambio en el panismo.

En una carta que entregó a la dirigencia nacional, argumentó que su renuncia obedece a que "la camarilla que controla al partido ha abandonado por completo los principios fundamentales, las ideas básicas y las propuestas del PAN, y no le interesa sostenerlos, actualizarlos o fortalecerlos".

Quien ya había hecho lo propio, en octubre de 2017, fue su esposa, Margarita Zavala, quien dejó atrás 33 años de militancia albiazul, para competir como candidata independiente a la presidencia de México en 2018, proyecto del que se retiró en mayo de ese año “por un principio de congruencia y honestidad”.

3 años después, Zavala Gómez del Campo no solo compitió sino que ganó una diputación federal por el distrito 10 de la alcaldía Miguel Hidalgo en la Ciudad de México, durante los pasados comicios, arropada por la coalición Va por México. Incluso, Marko Cortés le abrió nuevamente las puertas del partido.

Avalar la coalición Va por México, integrada por PAN, PRI y PRD, le valió al propio líder nacional albiazul Cortés Mendoza, diversas críticas, pues si bien se mantiene como segunda fuerza política al encabezar, en la pasada contienda le fueron arrebatadas dos de las 10 que gobernaba: Nayarit y Baja California Sur.

Actualmente, más de 23.2 millones mexicanos de Aguascalientes, Durango, Guanajuato, Chihuahua, Querétaro, Quintana Roo, Tamaulipas y Yucatán, son gobernados por ese partido.

Publicidad

La elección panista

Derivado de su reforma estatutaria, aprobada en 2013, Acción Nacional deberá renovar su dirigencia después de cada contienda federal.

Entre quienes han manifestado que buscarán la presidencia panista están el gobernador de Querétaro, Francisco Domínguez, y el exdiputado Gerardo Priego, además de la diputada federal Adriana Dávila.

Así, con la integración de la Comisión Organizadora Nacional de la Elección del CEN 2021 y la aprobación de la convocatoria que establece que la renovación de la dirigencia nacional será el 24 de octubre, se dio el banderazo de salida para los aspirantes.

El árbitro de la elección partidista detalló que la convocatoria contendrá los lineamientos y los requisitos para quienes deseen registrarse como aspirantes, “porque al inicio son aspirantes no candidatos”.

Una vez cumplidos con los requisitos, tendrán la figura de candidato que se logra al contar con el respaldo del 10% del padrón de militantes de cerca de 28 mil firmas, anotó.

“La convocatoria -agregó- contendrá las reglas del proceso, los topes de campaña, la forma en que se realice el proceso interno, el debate o los debates (….) y algunas reglas complementarias a lo que establece el estatuto y reglamentos específicos”.

Se prevé que las campañas duren aproximadamente 30 días “pero vamos a revisar todo esto y a establecerlo en la propia convocatoria (…) puede ser un poco menos pero no puede alargarse mucho la elección”.

Alejar al fantasma de la ruptura de 2018

“Va haber diferencias, sí. Va haber una contienda electoral, por supuesto, pero yo confío en la responsabilidad y en la prudencia de los aspirantes para cuidar al partido”, planteó Altamirano Dimas.

Aún más, reconoció que en el Acción Nacional “hemos tenido diferencias en el pasado en muchos episodios del partido (pero) yo no veo un riesgo como el que apuntas (de una nueva ruptura como en 2018)”.

Por ello, el también consejero vitalicio descartó que la elección interna culmine en una escisión o crisis al interior del partido como en 2018.

“Yo así lo veo, es normal que en ocasiones haya algunas expresiones al calor del proceso, pero no veo riesgo mayor. Creo que va a ser una contienda democrática”, enfatizó el también consejero vitalicio del PAN.

¿Líder o lideresa?

Gonzalo Altamirano llamó a los aspirantes a “esforzarse más ahora que se inicie el proceso el recolectar sus firmas, en convencer a los panistas y que tengan la seguridad que la Comisión cumplirá con la encomienda del Consejo y que la elección será democr´ática”.

Sobre las características que deberá tener la dirigencia nacional a quien no solo le corresponderá encabezar el destino del partido hacia la elección federal de 2024, sino sacar adelante el proceso de designación de su abanderado presidencia, insistió que “eso lo definirán los propios panistas en el proceso electoral".

“Ellos van a definir qué tipo de dirigencia es la que quieren para el partido. Nosotros seremos un árbitro imparcial. Yo creo que el resultado de esta elección permitirá que quien resulte electo o electa (….) garantizará la continuidad democrática del partido”, auguró.

Además, descartó “riesgos de crisis ni de quebrantos para el partido. Creo que será una elección interesante porque los panistas pondrán por encima los intereses del partido”.

Relación PAN- AMLO

Sobre la relación que deberá tener el nuevo dirigente nacional con el gobierno federal del presidente Andrés Manuel López Obrador, comentó que cada dirigente en turno forma parte de una institución sólida como es el PAN “y ya la manera de relacionarse la van definiendo los órganos del partido”.

Esto es, aclaró, “no me toca a mí hacer reflexiones de ese tipo, pero creo que se garantiza la continuidad democrática, la firmeza de Acción Nacional, su papel de oposición en estos momentos en que somos oposición pues se hará valer”.

Además, “yo veo que habrá continuidad en la línea del partido. Ya las características las imprime el dirigente en turno”.

Y al cuestionarle cómo observa la relación que mantiene el actual dirigente nacional Marko Cortés con el Jefe del Ejecutivo, insistió que cada dirigente tiene sus características propias.

“Ya los tonos, las formas se van definiendo pero creo que la línea que ha seguido Acción Nacional es una línea institucional y no le veo un cambio brusco, simplemente el estilo personal de cada quien”, observó el exlegislador

Los integrantes de la comisión

La Comisión Organizadora Electoral de la Comisión Permanente del Consejo Nacional es un órgano del PAN con autonomía técnica y de gestión, que supervisa y califica la preparación, conducción y organización de los procesos de selección de candidatos a nivel federal, estatal y municipal, para que se realicen con los métodos de votación por militantes y elección abierta.

También colabora con la comisión permanente del Consejo Nacional dentro de los procesos internos de selección de candidaturas por el método de designación, en las actividades que esta le requiera.

La Comisión Organizadora Electoral inició sus trabajos por primera ocasión el 6 de septiembre de 2014, mediante sesión solemne de instalación.

Actualmente la integran, además de Gonzalo Altamirano, Lizbeth Mata Lozano, José Espina Von Roehrich, Noemí Luna Ayala, Manuel Gómez Morin Martínez del Río, Paulina Rubio Fernández, así como Julio Castillo López.

Publicidad
Publicidad