Publicidad
Inicia sesión

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

La compra de medicamentos a través de la UNOPS avanza a paso lento

En medio de retrasos y claves sin adjudicar, el Insabi anunció que en los primeros días de abril se hizo la entrega de 5.5 millones de piezas de medicinas e insumos de curación prioritarios.
sáb 10 abril 2021 08:11 PM

La compra de medicamentos y otros materiales a través del Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) y la Oficina de Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS, por sus siglas en inglés) avanza, aunque no al nivel de las necesidades del sector.

El 12 de abril se cumplirán 253 días de que se firmó el acuerdo con la UNOPS y hasta la fecha, el Insabi ha informado de la llegada de 5.5 millones de medicamentos e insumos, la adjudicación de contratos para 98 millones de piezas , de las más de 2,000 millones de piezas demandadas, así como ahorros por 2,389 millones de pesos.

Publicidad

El jueves pasado, el Insabi anunció la llegada de 5.5 millones de medicinas e insumos de curación priorizados, pero señaló que desde enero la UNOPS inició las entregas de medicamentos y materiales de curación, entre ellos, algunos para el tratamiento de enfermedades oncológicas, hematológicas e infecciosas, aunque no hay información detallada de la dependencia mexicana al respecto.

En la segunda sesión informativa sobre el proceso , en diciembre de 2020, el coordinador de Abastecimiento y Distribución de Medicamentos del Insabi, Alejandro Calderón Alipi, aseguró que la demanda sectorial es de 2,037 claves, con un volumen mayor a 2,000 millones de piezas y con un costo estimado de más de 100,000 millones de pesos.

Y de acuerdo con un comunicado del Insabi, al 23 de marzo se habían adjudicado contratos para proveer con 98 millones de unidades de medicamentos priorizados a las instituciones de salud pública del país por un monto total mayor a 18,000 mdp (877 millones de dólares) para más de 216 claves.

“Las adjudicaciones actuales corresponden a la compra consolidada de medicamentos y materiales de curación para 2021, a través de una estrategia conjunta que llevan a cabo el Gobierno de México y la UNOPS para el abastecimiento de necesidades inmediatas y de corto plazo; con este fin, se priorizaron las compras para medicamentos de patente, fuente única y abasto crítico en el contexto de la pandemia de COVID-19”, informó el Insabi.

 

A esa fecha, la UNOPS había emitido más de 210 órdenes de entrega solicitadas a los proveedores contratados, cuyos medicamentos serían entregados en los estados de Sinaloa y Baja California Norte y Baja California Sur.

La dependencia celebra estos avances y asegura que con los contratos adjudicados se ha logrado un ahorro inicial de 2,389 mdp (117 mdd), tomando como base los precios referenciales pagados el año pasado.

En contraste, El País reveló el 27 de febrero, que se habían cerrado contratos solamente para el 53% de las 379 claves de medicinas y materiales de curación prioritarios, según datos compartidos en exclusiva por la UNOPS al diario.

“Entre los oncológicos, este porcentaje sube al 71%. El resto; sin embargo, todavía está por adjudicar. Los retrasos amenazan con aplazar el suministro hasta mayo, cuando estaba previsto que iniciara en enero”, dice el reportaje firmado por Jon Martín Cullell. Aunado a eso, señaló que en un mes se entregaron 601,000 dosis correspondientes a 93 claves, 43 de ellas oncológicas, según datos de la agencia hasta mediados de febrero.

 

La adjudicación en 2019

Esta situación no es nueva. En 2019, cuando la UNOPS colaboró con la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y la Secretaría de Salud (SS) en la compra consolidada de medicamentos, material de curación, radiológico y de laboratorio para ese año, la cual incluía 3,090 claves, se logró la adjudicación de 36% de las claves licitadas.

De acuerdo con lo que señala el Acuerdo Específico entre el Insabi y la UNOPS para la ejecución del proyecto de implementación para la “adquisición de medicamentos y material de curación”, en el que se detallan las obligaciones de ambas partes hacia la compra consolidada actual. Entre ellos que el organismo de la ONU no se encargará de la distribución de los insumos, algo que había preocupado previamente al sector.

“La distribución hasta el destino final estará a cargo del Insabi, a través de los instrumentos jurídicos que al efecto suscriba de conformidad con las disposiciones aplicables”, dice el documento, en el que también se señala que el instituto "asumirá el costo cualesquiera otros gastos adicionales y necesarios para la ejecución del Proyecto de Implementación”.

Este documento fue firmado el 31 de julio de 2020, cuando el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció la nueva figura para la compra de medicamentos, ante el desabasto de medicamentos y para adquirir estos insumos “sin corrupción”.

 

El temor de que no lleguen los insumos

Ante la falta de detalles al respecto, organizaciones han manifestado su preocupación, sobre todo por el temor de que los insumos no lleguen a tiempo. Por ejemplo, la Asociación Pro Trasplante de Médula Ósea “Francisco Casares Cortina”, señaló que "la UNOPS no solo ha tenido retrasos sustanciales (con la postergación) del abasto de este proceso hasta la segunda mitad de 2021; sino que también se ha instruido a las instituciones de salud a la compra de sus requerimientos de forma individual, (lo que pone en riesgo) la disponibilidad de tratamientos para los pacientes”.

La organización expresó en un comunicado que las compras de medicamentos prioritarios y de patente no han logrado concretarse durante el primer trimestre del año como lo ofreció la UNOPS, y ello pone en riesgo a personas con enfermedades de alto impacto.

Sumado a eso, señala que la Coordinación de Abasto de Insabi, en un documento fechado el 26 d febrero, instruye a las instituciones federales y estatales a que hagan sus propias compras, ya sea parcial o total de sus requerimientos.

“Ante esta situación tenemos inquietud respecto a la garantía en el abasto (que) asegure a cada persona el acceso o continuación de su tratamiento”, publicaron en un pronunciamiento sobre su preocupación, en el que enfatizan la falta de información y exhortan a las autoridades a la búsqueda de opciones viables.

Publicidad
Publicidad