Publicidad
Inicia sesión

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Cinco delegados y una alcaldesa que estuvieron por perder su cargo en la CDMX

Denuncias por agresión, laudos laborales, chocar camionetas y operativos fallidos que costaron vidas son algunas de las razones por las cuales estuvieron a punto –o perdieron– el cargo.
lun 28 marzo 2022 11:14 AM
Un padre juega con su hijo en las letras que forman CDMX colocadas en el zócalo capitalino.
En la última década, son varios los delegados que han estado en riesgo o perdido sus cargos en la CDMX.

La alcaldesa de Cuauhtémoc, Sandra Cuevas, ha estado en riesgo de perder su cargo, luego de ser vinculada a proceso acusada de agredir a dos elementos de la Policía Auxiliar de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC).

Aunque ha regresado a su cargo, se encuentra todavía en la cuerda floja pues el acuerdo reparatorio con el que se puso fin a la denuncia en su contra podría ser revocado. No obstante, antes de Cuevas con varios delegados han estado por perder su cargo, ya sea por juicios legales, chocar camionetas de contratistas u operativos fallidos, entre otras razones.

Publicidad

Israel Moreno Rivera, delegado de Venustiano Carranza

El delegado del PRD es el único delegado destituido de su cargo hasta el momento. Esta fue una decisión de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) por el desacato a una orden judicial, en noviembre de 2017.

La razón fue un laudo laboral ganado por cuatro personas quienes ganaron en el Tribunal Federal de Conciliación y Arbitraje (TFCA) que ordenó nombrarlos como verificadores, pagar salarios caídos, aguinaldos y darles los elementos necesarios para realizar su trabajo.

Pese a que el juicio correspondía a 2013, durante el periodo de José Manuel Ballesteros López, fue Moreno Rivera quien terminó destituido ante un juicio de amparo pues ni él ni su antecesor cumplieron con el laudo laboral.

Francisco Chíguil, delegado de Gustavo A. Madero

El actual alcalde de Gustavo A. Madero abandonó su cargo en 2008, no para competir en alguna elección, sino al ser uno de los funcionarios involucrados en el caso News Divine, un operativo realizado en un bar, en el cual se consideró la presencia desproporcionada de policías y falta de organización provocó la muerte de 12 personas.

 

Durante el operativo realizado por la policía junto a personal de la delegación se ordenó el desalojo del establecimiento pero momentos después se cerraron las puertas, lo que provocó que nueve jóvenes –cuatro de ellos de 13 a 16 años– murieran de asfixia por aplastamiento, al igual que tres policías.

Chíguil se presentó días después ante la Asamblea Legislativa donde rechazó renunciar a su cargo pese a reconocer que tuvo conocimiento previo del operativo, sin embargo terminó por hacerlo un mes después.

Aunque las familias exigían se sancionara penalmente a los funcionarios involucrados, la entonces Procuraduría General de Justicia (PGJ) del DF determinó el no ejercicio de la acción penal contra Chíguil.

Víctor Hugo Lobo, delegado de Gustavo A. Madero

El perredista se vio en la línea de fuego para tener el mismo destino que Israel Moreno Rivera, pues en la Suprema Corte por un juicio administrativo en 2017.

Momentos antes de que los ministros decidieran sobre su destitución, el entonces delegado notificó sobre el cumplimiento de la sentencia a favor de Aceros La Brecha S.A. de C.V. La delegación evocó la orden de visita de verificación de construcción y edificación así como otras actuaciones contra la empresa.

 

Ricardo Monreal, delegado de Cuauhtémoc

El actual presidente de la Junta de Coordinación Política en el Senado fue asediado también por un laudo laboral cuando gobernó la Cuauhtémoc en 2017. La Suprema Corte analizaba su destitución por una trabajadora despedida en 2003, 12 años antes de que el zacatecano ocupara el cargo como delegado.

Monreal anunció que ya se encontraba en proceso el pago por poco más de dos millones de pesos en salarios caídos para la trabajadora, mientras la reinstalación en su cargo le correspondía no a la delegación sino a la Secretaría de Finanzas del Gobierno capitalino pues debía crear la plaza que ya se encontraba extinta.

Los ministros consideraron que el laudo ya se encontraba en cumplimiento y quitaron la destitución de Monreal de la discusión.

Jesús Valencia, delegado de Iztapalapa

El entonces delegado marcó el fin anticipado de su periodo al frente de Iztapalapa en diciembre de 2014, cuando chocó una camioneta Jeep Cherokee 2015, la cual pertenecía a la empresa Amexire, a la cual Valencia mismo reconoció haber asignado alrededor de 30 millones de pesos en contratos con recursos públicos.

 

“Un amigo mío, contratista de la delegación, se había comprado una camioneta, le dije préstamela para ver que tal cala”, dijo entonces en entrevista con Radio Red.

Valencia se justificó al señalar que chocó por enviar mensajes de texto desde su celular mientras conducía además de ir casi dormido, aunque las primeras versiones señalaban que el delegado iba a exceso de velocidad.

Casi un mes después, Valencia solicitó licencia de su cargo con el argumento de facilitar las investigaciones por parte de la PGJ y la Contraloría General.

Publicidad
Publicidad