Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Ordenar el comercio ambulante es el mayor reto en la Cuauhtémoc: Néstor Núñez

A un año de tomar la alcaldía, el morenista reconoce que su administración va atrasada en la atención de este asunto. En seguridad, su meta es bajar la incidencia diaria de delitos de alto impacto.
mar 15 octubre 2019 05:30 AM
Néstor Núñez
Núñez, del partido Morena, presentará su primer informe de labores el próximo 22 de octubre.

Para Néstor Núñez, alcalde de Cuauhtémoc, el problema que representa un mayor reto para la demarcación —incluso por encima de la inseguridad— es poner orden al disperso y creciente comercio en la vía pública.

“De mi primer año de gobierno, hay que decirlo, (es) el tema en el que vamos más atrasados”, reconoce Núñez, cuestionado al respecto para la serie de entrevistas #AlcaldeSinFiltro, que Expansión Política inició este lunes.

“Se trata del problema más difícil de atender y de resolver de la alcaldía, por encima de la seguridad”, dice el político de Morena, quien está a una semana de rendir su primer informe de gobierno, el próximo 22 de octubre.

Publicidad

En su intento por poner orden a esta actividad —una de las principales demandas de los habitantes de la Cuauhtémoc—, la administración de Núñez realiza un censo de comerciantes y un diagnóstico de zonas aptas o no para tener puestos en las calles. Según el alcalde, son ejercicios que se están llevando a cabo de forma casi “secreta”, para prevenir que se busque inflar el número de vendedores o que estos se extiendan a nuevas áreas.

Sin embargo, dice el funcionario, no habrá un avance firme hacia el ordenamiento del comercio hasta que el Congreso de la Ciudad de México expida una nueva normatividad, pues la que aún está vigente es de hace 68 años y está desactualizada.

“Necesitamos que haya una definición por parte del Congreso, porque no vayamos a intervenir con el reglamento de 1951 y se vaya a expedir una nueva Ley del Trabajo No Asalariado que nos cambie todo lo que se hizo en el proceso de reordenamiento y regularización”, señala.

Recomendamos: Alcaldías en la balanza: tras un año, las demarcaciones encaran sus límites

Publicidad

Núñez estima que hay unos 100,000 comerciantes en las calles de la Cuauhtémoc. Para vigilarlos, hoy existen 72 supervisores de vía pública, quienes trabajan bajo un modelo de atención que requiere cambios, añade el alcalde, pues el retirar puestos que regresan a instalarse en cuanto el representante de la alcaldía pasa a otra zona es inútil y se presta a corrupción.

“Hay liderazgos que buscan corromper al supervisor de vía pública, que aprovechan que el supervisor no está y se ponen”, dice.

“Ahí sostengo y admito que tenemos un problema institucional. Necesitamos cambiar la metodología de atención de la denuncia del comercio que está de manera irregular”, advierte.

Sobre si ha tenido presión por parte de líderes de comerciantes como Diana Sánchez Barrios, quien coordinó su campaña en 2018, niega que hasta ahora haya ocurrido o que exista un pacto con la representante de este sector.

“Diana participó, como muchos liderazgos, en la campaña de tu servidor para alcalde de la Cuauhtémoc, y de ahí se ha dicho que tenemos acuerdo y que se le permite todo, esto es falso”, sostiene.

“Al contrario, le hemos estado nosotros exigiendo a Diana en la estrategia de microcuadrantes, que coordinamos con el gobierno de la ciudad, que ayuden a retirarse (del Centro Histórico) y que se regresen a las plazas comerciales que se les han dado en gobiernos anteriores”, afirma.

Publicidad

El reto en seguridad

En seguridad, pese a que la alcaldía llega a los titulares de la prensa por crímenes como los registrados en la Zona Rosa —como el asesinato de un hombre en el after Cíngaro este domingo o la muerte de un joven afuera del Hibrido Night Club en julio—, Núñez señala que el promedio de delitos de alto impacto ha bajado.

“Arrancamos con cerca de 700 delitos de alto impacto (en enero)... y acabamos de cerrar el mes de septiembre con 239”, dice.

Sin embargo, reconoce que los resultados aún no son los esperados y fija su objetivo: pasar de un promedio de 20 delitos de alto impacto al día a tener una cifra de un solo dígito. A la par, señala, en coordinación con la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), se están revisando los bares y antros donde han ocurrido los crímenes que han llegado a los medios.

Estamos haciendo un trabajo coordinado de información, de supervisión, de verificación de establecimientos mercantiles, para que tengan todo en orden y, si no lo tienen y no están queriéndose regularizar, por supuesto proceder a la parte que nos corresponde a nosotros que es la suspensión”.

Lee: CDMX: el robo con violencia en transporte público sube 73%

La meta para 2021

Núñez busca que, al cumplirse los tres años de su gestión en 2021, en la Cuauhtémoc los funcionarios puedan completar la creación de un programa que haga simple y eficiente la atención de solicitudes de la ciudadanía, que actualmente tienden a perderse entre la burocracia.

Por ello, su gestión ha comenzado la sistematización de peticiones de servicios urbanos, la digitalización de procesos de petición y la promoción de transparencia en el gasto público.

“Se atendía de manera aleatoria, como iban entrando al CESAC (Centro de Servicios y Atención Ciudadana) o al SUAC (Sistema Unificado de Atención Ciudadana) las podas, y eso nos lleva a veces a que un mismo árbol tenga 50 solicitudes”, ejemplifica el alcalde.

Hoy por hoy, sostiene, a un año de que asumió el cargo, el avance en este rubro junto con el contacto ciudadano y la coordinación con la administración de la jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum, son hasta ahora los principales logros de su gestión.

¿Qué ocurre en el país?
Recibe la información más relevante del gobierno y la sociedad.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam).

Hubo un error, por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad