Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

#ZonaLibre | Mexicanos que humillan a los migrantes

Si los mexicanos nos quejamos del trato que reciben nuestros connacionales en Estados Unidos, no podemos criminalizar a los migrantes centroamericanos que viajan por México.
mié 22 enero 2020 07:30 AM
caravana migrante 2020
Conforme los integrantes de la caravana intentaban avanzar, miembros de la Guardia Nacional les bloqueaban el paso; mientras, el INM insistió en comunicados en que permitiría su acceso de acuerdo con los requisitos establecidos en la Ley de Migración.

La primera crisis migratoria del año en México mostró las imágenes tanto de la Guardia Nacional, como del Ejército e Instituto Nacional de Migración, quienes no tienen ningún protocolo para garantizar los derechos humanos de los miles de migrantes que quieren llegar a Estados Unidos por la vía de atravesar el territorio nacional. En todo caso, fue un flagrante enfrentamiento con los centroamericanos que dejó un total de 400 detenidos, la gran mayoría de ellos hondureños.

Uno de los personajes que más se lanzó en contra del trato de los migrantes en la frontera sur del país fue el legislador de Morena Porfirio Muñoz Ledo, quien fue tajante al señalar en su cuenta de Twitter que “...es una violación al Art 11 de la Constitución y de los tratados internacionales que hemos suscrito. Ese vandalismo configura varios delitos que deben ser perseguidos”.

Publicidad

Recordemos que desde el inicio del gobierno de Andrés Manuel López Obrador se abrieron las puertas para que los centroamericanos atravesaran el país; sin embargo, las caravanas se multiplicaron rápidamente y esto causó la furia del presidente norteamericano Donald Trump. Por lo que la recientemente creada Guardia Nacional se convirtió en un brazo armado para evitar el cruce de los migrantes a nuestro país.

Este 20 de enero, los extranjeros fueron atacados con gas lacrimógeno, golpeados, sometidos y, quizá –entre las aberraciones más grandes–, niños fueron separados de sus familias, una situación que nunca se había visto en el país.

Recomendamos: La Guardia Nacional impide paso masivo de migrantes y los captura en Chiapas

La migración es una necesidad humana, por las precarias condiciones de los países centroamericanos; la falta de empleo, la violencia, inseguridad y esto sumado a los factores del clima. El ser humano no sale de su país sino por la búsqueda de un nuevo horizonte, una realidad distinta a favor de tener mejores oportunidades.

Aunque el gobierno podría señalar que estas personas buscan entrar “a la fuerza” a nuestro país, la realidad es que este problema no puede ni debe ser minimizado, sino que debe ser abordado de manera integral.

Publicidad

El silencio cómplice

Lo que llama poderosamente la atención es la nula participación de autocrítica de los personajes de izquierda que en gobiernos anteriores ponían el grito en el cielo cada vez que se producían crisis de migración. Uno de ellos, quizá el más famoso de todos, es el padre Alejandro Solalinde, quien desde Oaxaca durante muchos años ha levantado la bandera de la defensa de los migrantes. Sin embargo, el extraño silencio de Solalinde (quien poya abiertamente el gobierno de la 4T) ante la mencionada crisis migratoria es sumamente extraña. Su último tuit había sido el pasado 3 de enero, el día de ayer publicó una invitación para un evento justamente sobre migración, sin condenar los actos ocurridos el pasado 20 de enero.

Es muy importante que las voces en el país se levanten, sobretodo las de la izquierda para condenar que nuestras Fuerzas Armadas estén humillando y violando los derechos humanos de los migrantes, pues si vemos esta situación perdiendo la capacidad de asombro, la próximas víctimas serán los mismos mexicanos.

Lee también: #EnFotos | Así frenó la Guardia Nacional a los migrantes en el Río Suchiate

Nuestro país tiene que seguir siendo un ejemplo de empatía en un tiempo donde la apatía y el temor son virus sociales presentes. De los 400,000 migrantes que cruzaron el país en el 2019, un tercio son niños. Se estima que más del 70% de las mujeres son abusadas física y sexualmente durante su estancia en México. Además, en los últimos 10 años, han desaparecido más de 120,000 migrantes. La realidad es que el simple hecho de buscar cruzar el país es en sí una terrible odisea ¡Cuanto más tener a la Guardia Nacional o al Ejército maltratándoles!

Si hay otros seres humanos que sufren el infierno de la realidad en sus países, no es que busquen un “sueño” en nuestra patria o en Estados Unidos, sino que quieren salir de la pesadilla que viven diariamente. Si nos quejamos del trato que reciben nuestros connacionales en Estados Unidos y cómo su presidente considera a los mexicanos como criminales; entonces, no tenemos cara para criminalizar a esos miles de migrantes; lo mínimo que podemos hacer por ellos es respetar su difícil decisión de arriesgar su vida y proteger sus derechos elementales.

__________________

Nota del editor: Las opiniones de este artículo son responsabilidad única del autor.

Publicidad
¿Qué ocurre en el país?
Recibe la información más relevante del gobierno y la sociedad.

Publicidad
Publicidad