Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Refuerzan seguridad de AMLO; ayudantía crece a 21 integrantes

El cuerpo que se encarga de la seguridad personal y de asistir al presidente Andrés Manuel López Obrador cuesta al erario 1.4 mdp mensuales. Sus miembros ganan entre 26,558 y 176,927 pesos.
sáb 09 diciembre 2023 12:05 AM
Personal de seguridad de AMLO crece
El presidente Andrés Manuel López Obrador ha ascendido a varios miembros de su Ayudantía para ocupar otros cargos en la administración pública.

En la recta final de su gobierno, el presidente Andrés Manuel López Obrador reforzó su seguridad personal. El equipo de hombres y mujeres que se encargan de la seguridad y de asistirle creció de 18 a 21 en el último año, y con ello el gasto al erario.

La Oficina de la Presidencia de la República informó que el grupo a cargo de Daniel Assaf está integrado por 14 mujeres y 7 hombres, quienes entre sus funciones está el proporcionar apoyo personal e inmediato a las actividades públicas y privadas del presidente de la República.

Publicidad

La composición de 21 integrantes es la más numerosa desde que se creó la Dirección General de Ayudantía. Al inicio del gobierno, estuvo compuesto por 20 elementos, luego bajó a 15 en 2020, un año después pasó a 18 y en su última etapa de gobierno se compone por 21, según se informó a través de una solicitud de Transparencia y Acceso a la Información.

“Voy a contar con una Ayudantía, voy a tener un equipo de 20 profesionales, no necesariamente profesionales en el tema de seguridad, sino profesionales porque todos ellos van a tener un nivel académico de cuando menos licenciatura, y serán hombres y mujeres, 10 hombres y 10 mujeres“, así anunció López Obrador a quienes estarían a cargo de su seguridad personal.

El reforzamiento en la seguridad del presidente López Obrador coincide con los meses en los que se ha visto a un mandatario con menos eventos públicos, y trasladándose ya en aeronaves de la Fuerza Aérea y ya no en vuelos comerciales como antes lo hacía, pues se expone más a reclamos.

En noviembre de 2022, durante un vuelo comercial entre Ciudad de México y Yucatán, una pasajera confrontó al presidente con el cuestionamiento: “¿Por qué está usted destruyendo el país?”

“No puedo exponerme (...) soy el presidente de México, tengo que cuidar la investidura presidencial. No soy Andrés Manuel, soy el presidente y no puedo permitir que nadie me ningunee. O sea, prestarme, caer en una provocación, que eso es lo que quieren”, dijo el pasado 14 de noviembre al explicar por qué no había realizado actos para reunirse con los damnificados del huracán Otis.

Publicidad

El costo y la compensación

Por concepto de sueldos, el equipo de Ayudantía eroga 1 millón 480,902 pesos al mes. Los 21 integrantes tienen percepciones mensuales de entre 26,558 y 89,913 pesos, mientras que el coordinador de la Ayudantía, Daniel Asaf, percibe un sueldo de 176,927 pesos.

En 2020, el gasto por sueldos de los hombres y mujeres que cuidan al presidente en sus giras por el país ascendía a 798,797 pesos mensuales para los 15 integrantes que la componían.

Solo seis de los 21 integrantes se han mantenido en la Dirección General de Ayudantía, entre ellos el coordinador Daniel Assaf, quien también es amigo de Andrés Manuel López Beltrán, uno de los cuatro hijos del titular del Ejecutivo federal.

Conferencia Matutina AMLO-3.jpg
Daniel Asaf Manjarrez, ecargado de coordinar al equipo de Ayudantía, tiene un sueldo mensual de 176,927 pesos.

La mayoría de los integrantes originales de la Ayudantía fueron promovidos por el presidente a otros cargos de la administración pública , entre ellos, Alberto Becerra, quien fue designado como titular del Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado (Indep), Jessica Solano fue nombrada como responsable de la Banca Social del Banco del Bienestar; Dolores Ceñal Murga a cargo de la Dirección General de Análisis Criminal de la Unidad de Análisis Estratégico de la Secretaría de Seguridad, mientras que Ángel Carrizales López fue promovido como director ejecutivo de la Agencia Nacional de Seguridad Industrial y de Protección al Medio Ambiente del Sector Hidrocarburos.

Publicidad

Austeridad en seguridad funciona al discurso

Hasta el gobierno de Enrique Peña Nieto, la seguridad personal del presidente era una responsabilidad del Estado Mayor Presidencial, integrado por miembros del Ejército, la Fuerza Aérea y la Armada de México.

El presidente López Obrador no quiso mantener al Estado Mayor Presidencial y optó por un esquema similar al que utilizó cuando fue jefe de Gobierno del entonces Distrito Federal: "las gacelas", solo que ahora no está compuesto solo por mujeres, también hay hombres.

Héctor Fiesco experto en marketing político y coordinador general de comunicación política en Metrix, considera que dejar su seguridad a la Ayudantía ha permitido al presidente mantener la narrativa de que su gobierno es austero y de que es el pueblo quien lo cuida.

“Es una decisión que no solamente viene de este gobierno, sino desde que tenía las famosas gacelas. Le ha funcionado porque le permite robustecer la narrativa de austeridad”, explica.

En prácticamente todos sus informes de gobierno, el mandatario federal ha resaltado que desapareció al Estado Mayor Presidencial, que de su seguridad se encarga la Ayudantía e incluso que "el propio pueblo le cuida".

“Desde el punto de vista de la comunicación política y de la imagen política, esta idea de que el pueblo es el que me cuida porque no tengo nada que esconder, le ha funcionado bastante bien y parte se refleja en el grado de aceptación que tiene”, agrega Fiesco.

El 20 de octubre de este año, el presidente dio la palabra a Erika de la Luz Pérez para que explicara más sobre su labor en el equipo de ayudantía . La joven de 33 años, de formación trabajadora social, detalló que no utilizan armas y que su labor consiste en apoyar al presidente, pero también a que los ciudadanos se acerquen de manera ordenada.

“Nuestra actividad es organizar a las personas, platicarles de cómo se pueden acercar al señor, a diferencia de las anteriores administraciones, donde se quitaba a la gente para que no saludaran, ni se le acercara al señor presidente, y aquí lo que nosotros les decimos a la gente o al personal militar que nos apoya es de que hay que acercar a la gente, pero de manera organizada, de manera amable, de que se acerque al señor presidente”, dijo aquella mañana en la conferencia matutina.

MGID Recomienda

Newsletter

Los hechos que a la sociedad mexicana nos interesan.

Publicidad
Publicidad