Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Presidencia de AMLO exhibe (otra vez) lujos del avión presidencial

El avión “José María Morelos y Pavón” cuenta con un habitación para el presidente con cama king size, caminadora, asientos reclinables y sistema individual de entrenamiento.
lun 27 julio 2020 03:25 PM
avión presidencial

Al igual que hace poco más cuatro años, el avión presidencial “José María Morelos y Pavón” volvió a ser el centro de atención de reporteros, fotógrafos, y funcionarios, solo que a diferencia de 2016, cuando se presumía la nueva aeronave que sustituiría al Boeing 757 “Presidente Benito Juárez”, este lunes 27 de julio, se le mostró como símbolo de lujo, exceso, derroche, ostentación y del mal gobierno.

Publicidad

“¿Eso es lujoso?”, se preguntaron varios representantes de medios de comunicación luego de recorrer por alrededor de 10 minutos la aeronave que regresó a suelo mexicano el pasado miércoles.

“Yo no vi ni detalles en oro, mármol o algo realmente lujoso”, comentaban entre sí algunos de los periodistas que habían escuchado por meses hablar al presidente López Obrador del tan ostentoso avión presidencial.

Uno de los integrantes de las Fuerzas Armadas, Antonio Bravo, incluso preguntó: “¿Les parece un exceso que cuente con una cama king size? Se trata de que el titular del poder ejecutivo llegue fresco a cualquier país del mundo”.

#EnFotos | Así luce el avión presidencial, ya a su regreso a México ✈️

avión presidencial

Avión presidencial

De diciembre de 2018 a julio de 2020, el gobierno federal ha gastado 78.5 millones de pesos en mantenimiento, combustible, preservación, viáticos y seguros del avión presidencial.
Lidia Arista
avión presidencial

Recorrido

Este lunes, el gobierno de López Obrador abrió las puertas del vehículo a la prensa. El presidente dijo que el objetivo es que se observen los "excesos" de anteriores gobiernos.
Lidia Arista
avión presidencial

Interiores

El Boeing 787-8 Dreamliner, que la Fuerza Aérea Mexicana regresó el pasado miércoles de Victorville, California, tiene una recámara con cama king size, regadera y caminadora.
Lidia Arista
avión presidencial

La polémica

El avión puede realizar vuelos y operaciones de día y de noche; tiene una autonomía de vuelo de 14 horas con 30 minutos, lo que permite llegar a los todos continentes sin necesidad de escalas.
Lidia Arista
avión presidencial

Hoja de vuelo

En el gobierno de Enrique Peña Nieto, el avión realizó 122 giras nacionales y 44 internacionales.
Lidia Arista
avión presidencial

Características

La aeronave tiene 57 metros de longitud y 17 de altura. Además, cuenta con una capacidad para 80 pasajeros.
Lidia Arista
avión presidencial

Controles

La aeronave fue adquirida en noviembre de 2012 y tuvo un costo de 218.7 millones de dólares (2,952.4 millones de pesos, con un precio de 13.5 pesos por dólar), de acuerdo con el gobierno de Peña Nieto.
Presidencia
avión presidencial

Ajustes

Las remodelaciones al vehículo, que incluyeron ingeniería, instalación de sistemas, adecuaciones de estructura, equipamiento de cabina y certificaciones, costaron 81 millones de dólares.
Presidencia
avión presidencial

Espacios

El avión cuenta también con un salón de trabajo con sala, pantallas de plasma y una caminadora eléctrica. De acuerdo con el director de Banobras, Jorge Mendoza, ya hay dos ofertas para comprar el avión.
Lidia Arista

Publicidad

Cumple su palabra y no se sube

El TP01 llegó a territorio mexicano el miércoles 22 de julio, luego de haber permanecido 19 meses en el aeropuerto de Victorville, California, a donde fue enviado por el presidente Andrés Manuel López Obrador, quien desde antes de ganar la contienda del 1 de julio de 2018 prometió vender la aeronave y no subirse porque ello representaba un insulto para los mexicanos.

En su conferencia de prensa se le pidió una frase para describir el avión que tenía a sus espaldas.

-“Ostentación”, respondió.

-¿No se va a subir?, se le preguntó.

-“No” , afirmó y en cuanto terminó su conferencia, se fue.

La exhibición de lo que calificaron como "los lujos y derroches" del pasado, se la dejó a su vocero presidencial y a miembros de la Sedena.

Publicidad
La reaparición del avión presidencial

Estacionado en un hangar que costó 1,000 millones de pesos, el presidente cuestionó hasta el nombre del TP01: “José María Morelos y Pavón”. “Le hubieran puesto Agustín de Iturbide, Antonio López de Santa Anna, de Porfirio Díaz, de Carlos Salinas de Gortari porque tendría más apego a la realidad”, criticó esta mañana el presidente López Obrador.

En dos años y nueve meses en el aire, el José María Morelos y Pavón realizó 122 giras nacionales y 36 internacionales, su última fue a Argentina, donde el mandatario mexicano asistió a la cumbre del G-20 en Buenos Aires.

A 18 meses de su último vuelo, elementos de la Presidencia de la República organizaron grupos de 10 periodistas nacionales, internacionales y youtubers para que ingresaran al avión valuado por la ONU en 2,500 millones de dólares. Los primeros en ingresar fueron los fotógrafos, que en un clic querían capturar el lujo y el derroche.

Las comodidades para el presidente

Al interior de la aeronave se aprecia una sala de juntas, donde el titular del Ejecutivo Federal podía realizar juntas con los miembros de su gabinete. Pasos más adelante está el asiento del presidente.

Se trata de un sillón forrado con una funda verde con un escudo nacional bordado, era el asiento que ocupó por casi tres años Enrique Peña Nieto cuando recorrió el país y varias naciones del mundo. Atrás hay un escudo luminoso con la leyenda “Poder Ejecutivo, avión presidencial”.

Justo en esta cabina, la presidencial, es donde se concentran los lujos que recrimina el actual mandatario: una habitación con baño propio, una cama king size, un clóset, baúles. A unos pasos hay una caminadora y otra pequeña sala de juntas.

En todos los pasillos hay espacios destinados a maleteros y estantes para colocar sacos y paraguas.

La tercera cabina era donde solía viajar la comitiva que acompañaba al presidente y los representantes de los medios de comunicación. Este espacio tiene capacidad hasta para 42 pasajeros, de los 80 que puede transportar esta aeronave.

Este Boeing 787-8 cuenta con capacidad de volar hasta 14 horas y media, a una velocidad de 912 kilómetros por hora, por lo que sin necesidad de realizar alguna escala, puede llegar al continente europeo.

En México continúa su proceso de venta; actualmente, hay dos interesados en comprarlo, uno de ellos pagó un adelanto de un millón de dólares. También se mantiene la rifa alusiva al avión presidencial y se realizará el próximo 15 de septiembre.

¿Qué ocurre en el país?
Recibe la información más relevante del gobierno y la sociedad.

Publicidad
Publicidad
Publicidad