Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

#VocesADN | Ser niño en México

Como sociedad mexicana hemos fallado en construir un país pacífico para que las niñas, niños y adolescentes puedan desarrollarse en un ambiente de prosperidad, Helden De Paz Mancera.

Nota del editor: Helden De Paz Mancera es consultora en temas de seguridad. Cuenta con una Maestría en Combate a la Delincuencia Organizada y Terrorismo por la University College London. También es Licenciada en Relaciones Internacionales por el Tecnológico de Monterrey. Las opiniones expresadas en esta columna pertenecen exclusivamente a la autora.

CIUDAD DE MÉXICO (ADNPolítico).- El debate sobre la crisis de seguridad en México se concentra frecuentemente en la incidencia delictiva, modelos policiales, legalización de las drogas y la creación de la Guardia Nacional, sin embargo pocas veces se discute sobre el impacto generacional que tiene en la niñez. Por más de una década hemos sido testigos de una ola de violencia a lo largo y ancho de todo el país donde cada día los medios de información reportan homicidios, robos, feminicidios, desapariciones, agresiones físicas y sexuales. Recientemente la muerte de un bebé en la masacre de Minatitlán, Veracruz en abril de 2019 generó conmoción a quienes nos preocupa la actual situación de seguridad. Tomando esto en consideración, lo invito a reflexionar qué es ser niño en el México actual.

Lee: La infancia en México: entre la violencia y la falta de protección

El pasado 7 de mayo, el UNICEF publicó su informe Anual México 2018 y los datos que brindan son verdaderamente alarmantes. El reporte señala que entre 2010 y 2017 ocurrieron 10,547 homicidios de niñas, niños y adolescentes. Las tres entidades federativas con el mayor número de asesinatos fueron Chihuahua, Tamaulipas y Coahuila. Asimismo, UNICEF destaca que 63% de niños entre 1 y 14 años de edad han sufrido algún tipo de violencia mientras que 8 de cada 10 agresiones ocurren en la escuela y la vía pública.

De igual manera vale la pena destacar los resultados de la VIII Consulta Infantil y Juvenil 2018, publicados a finales de abril por el Instituto Nacional Electoral (INE) y que se concentró en cuatro temáticas: perspectiva de género, violencia, igualdad y propuestas para un México mejor. El INE informó que más del 40% de los participantes manifestaron haber sufrido violencia en su hogar, entendida como agresiones verbales y físicas.

Los datos del UNICEF y del INE nos muestran un panorama desalentador pues nos indican que la infancia en nuestro país está siendo severamente afectada por la violencia y ni la sociedad ni las autoridades le hemos dado la atención que amerita. Los niños de México están creciendo en un entorno de violencia doméstica, inseguridad, así como de acoso escolar (bullying) y sexual.

Publicidad

Te puede interesar: Niñas y niños desaparecidos, otro reto urgente para el nuevo gobierno

Lamentablemente en el corto plazo, no hay indicios de un escenario alentador debido en parte a que las autoridades se niegan a reconocer la realidad. Durante la conferencia de prensa del 29 de abril, el presidente Andrés Manuel López Obrador desestimó las cifras dadas a conocer por la Red por los Derechos de la Infancia (REDIM) quienes aseguraron que diariamente en México mueren tres menores. El mandatario dijo tener otras cifras y calificó como amarillistas los datos de la REDIM.

Considero que como sociedad mexicana hemos fallado en construir un país pacífico para que las niñas, niños y adolescentes de México puedan desarrollarse en un ambiente de prosperidad. La Consulta Infantil y Juvenil 2018 contó con la participación de más de cinco millones de niños a nivel nacional, ésta ha sido la cifra más alta desde que se realizó el primer ejercicio, ¿Qué nos dice esto? Que los niños son conscientes de su realidad y aprovecharon la oportunidad para levantar la voz y pedir que sus peticiones sean escuchadas por la sociedad y las autoridades. Así, resulta conveniente atender las inquietudes de las futuras generaciones, de lo contrario, seremos un país destinado al fracaso si seguimos ignorando a los niños y jóvenes.

Lee: Piden a AMLO erradicar la violencia hacia la niñez e incluir plan en su agenda

Desde el inicio de su administración, el presidente López Obrador ha impulsado un programa de becas para jóvenes con el propósito de evitar que éstos sean absorbidos por la delincuencia organizada, sin embargo me parece que la llamada Cuarta Transformación debe apostarle seriamente a mejorar el sistema educativo y no caer en complacencias sindicales. Una educación que permita a las niñas, niños y adolescentes desarrollarse en diferentes disciplinas desde las ciencias hasta las artes. La educación debe ser el verdadero legado para la niñez mexicana y que definitivamente ayudará a cambiar la situación de inseguridad que vivimos actualmente.

Quisiera cerrar esta reflexión sobre la niñez y la violencia con una cita de la paquistaní Malala Yousafzai la cual me parece ad hoc para el caso mexicano: “Si se quiere acabar la guerra con otra guerra nunca se alcanzará la paz. El dinero gastado en tanques, armas y soldados se debe gastar en libros, lápices, escuelas y profesores”.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Voces

¿Qué ocurre en el país?
Recibe la información más relevante del gobierno y la sociedad.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam).

Hubo un error, por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad