Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

De Pasta de Conchos a Sabinas: accidentes mineros en México

El más reciente es el de los mineros atrapados en Sabinas, pero ha habido otros accidentes en México como el de Pasta de Conchos, donde 63 personas fallecieron.
mar 09 agosto 2022 05:36 PM
 accidentes-mineros-mexico
Un total de 63 trabajadores quedaron atrapados en la mina de Pasta de Conchos, cuyos cuerpos permanecen enterrados en ese mismo lugar al día de hoy.

El derrumbe del 3 de agosto pasado en un mina de carbón en Sabinas, Coahuila, trae a la memoria otra tragedia en México: la de Pasta de Conchos, en la que 63 mineros fallecieron hace 16 años.

El registro de estos accidentes se ha repetido en el país a lo largo de varios años. En México, según el Informe “Carbón Rojo”, elaborado por la Organización Pasta de Conchos, de 1883 al 2017 se han registrado al menos 310 eventos mortales con al menos 3,103 muertes.

Publicidad

¿Qué ha pasado con los 10 mineros atrapados?

Luego de que este 3 de agosto 10 trabajadores quedaron atrapados en una mina de carbón en Sabinas, Coahuila, cuando se toparon con una mina antigua que estaba llena de agua y que, al venirse abajo, provocó la inundación, las autoridades del gobierno federal continúan con las labores de rescate.

Este martes, el gobierno federal informó que perforará cinco nuevos pozos para intentar extraer más agua.

La coordinadora nacional de Protección Civil de México, Laura Velázquez, detalló este 9 de agosto que ya son más de 130 horas de trabajos continuos, sin que hasta el momento existan condiciones para el ingreso de los cuerpos de búsqueda y rescate.

Aquí te presentamos un recuento de otros accidentes que no han pasado al olvido.

El Hondo

De acuerdo con la organización Familia Pasta de Conchos, el registro más antiguo de una catástrofe en la zona carbonífera de Coahuila es de 1889, cuando un estallido de gas metano en la Mina El Hondo mató a 300 hombres que no fueron rescatados y que se quedaron desde entonces bajo tierra.

Aunque este fue el primer incidente de gran magnitud del que se tiene registro, el accidente de Pasta de Conchos, ocurrido el 19 de febrero de 2006, en el que 65 mineros murieron, 63 de ellos quedaron sepultados, es uno de los más recordados y considerado como la mayor tragedia tragedia minera en la historia de México.

Pasta de Conchos

Durante la madrugada del 19 de febrero de 2006, hubo una explosión en la mina carbonera de Pasta de Conchos, propiedad de Grupo México, el más grande del país en este sector. En el lugar quedaron sepultados 65 mineros a 490 metros de profundidad y dentro de un túnel de 1.6 kilómetros.

A los cinco días del siniestro, Grupo México declaró muertos a los mineros sin haber instalado un equipo de monitoreo que permitiera una ubicación precisa, y, con base en un supuesto informe técnico y científico, señaló que no había "posibilidad alguna de supervivencia tras la explosión de metano", por lo que la búsqueda se suspendió.

Unas semanas antes del accidente, los trabajadores habían reportado algunas irregularidades en la mina, como alta concentración de gas metano, muy por encima de los estándares legales, según los testimonios de los familiares. Los niveles de metano fueron confirmados por Grupo​ México mientras realizaba las labores de búsqueda.

El 23 de junio del mismo año se recuperó el cadáver de uno de los mineros, Felipe de Jesús Torres Reyna, de 49 años. El 1 de enero de 2007 fue rescatado un segundo cuerpo, el de José Manuel Peña Saucedo.

Esto dio esperanzas a las familias. Incluso, Grupo México y el gobierno federal, entonces a cargo de Felipe Calderón Hinojosa, afirmaron que seguirían las labores de rescate de los demás mineros muertos, pero esto no ocurrió.

De este incidente hay varias versiones. Grupo México argumentó que se generó una explosión a causa de una bolsa de gas (que sale del subsuelo al momento de la extracción de carbón) y que, como consecuencia, la temperatura subió a más de 900 grados. No obstante, las necropsias de los dos únicos cuerpos rescatados indicaban que su muerte fue provocada por asfixia y no por calcinamiento.

Hasta el día de hoy, el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador mantiene la promesa de que los cuerpos de quienes quedaron sepultados en este incidente serán rescatados.

 

Barroterán

El 31 de marzo de 1969 se registró otro accidente en las minas de Barroterán 2 y 3, donde murieron 153 mineros.

Ese día hubo dos explosiones de gas en las minas de la empresa estatal Compañía Minera de Guadalupe, en Barroterán, Coahuila. ​

La explosión se escuchó a la redonda; un potente estruendo por acumulación de gas metano sacudió al mineral.

Entonces no se contaba con avances tecnológicos, sin embargo pudieron rescatar los 153 cuerpos.

Múzquiz

El 4 de junio de 2021 se registró un derrumbe en la mina de carbón Micarán, en la localidad de Rancherías, de Múzquiz, Coahuila. Siete mineros fallecieron luego de quedar atrapados.

El 9 de junio las autoridades rescataron el séptimo cuerpo, con lo que se dio por concluidas las labores de rescate en el lugar.

Estos son otros accidentes mineros ocurridos en Coahuila:

3 de agosto de 2012, Coahuila. Seis mineros murieron tras un accidente dentro de una mina de carbón ubicada en Progreso. La mina era explotada por Altos Hornos de México.

El accidente fue provocado por la formación de una bolsa de gas que empujó un techo, desprendiendo 100 toneladas de carbón que cayeron sobre los trabajadores ubicados en el área de máquinas.

Un séptimo empleado atrapado logró sobrevivir luego de ser trasladado a un hospital.

25 de julio de 2012, Coahuila. Una explosión en un pozo de carbón en el ejido La Florida, en Múzquiz, acabó con la vida de siete mineros. Los empleados hacían labores de excavación cuando se toparon con un estallido. El yacimiento tenía apenas tres meses de operación con la razón social Minera el Progreso.

26 de agosto de 2011, Coahuila. Cuatro trabajadores perdieron la vida tras un derrumbe de 100 toneladas de carbón en la mina La Esmeralda, de la firma Minerales Monclova Sociedad Anónima, en San Juan de Sabinas.

3 de mayo de 2011, Coahuila. Una explosión de gas metano le arrebató la vida a 14 mineros que quedaron atrapados en el interior de un pozo de carbón en el ejido de Sabinas. Además, un adolescente de 15 años perdió uno de sus brazos. El pozo pertenecía a la empresa Beneficios Internacionales del Norte.

 
Publicidad
Publicidad