Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Urgenciólogos prevén que México tenga 10,500 casos graves por COVID-19

Frente a ese panorama, la Sociedad Mexicana de Medicina de Emergencias publicó un Protocolo de Atención para COVID-19, con el fin de ayudar al personal médico en la atención de estos pacientes.
mar 07 abril 2020 01:21 PM
Hospital coronavirus
En todo el mundo, actualmente hay 1.3 millones de personas contagiadas con COVID-19. El número de personas fallecidas supera ya las 74,000.

Médicos especialistas en urgencias prevén que en México se puedan llegar a registrar hasta 10,500 casos graves de pacientes con el coronavirus COVID-19.

La estimación fue elaborada por 19 expertos de la Sociedad Mexicana de Medicina de Emergencias, quienes la semana pasada publicaron un Protocolo de Atención para COVID-19, que busca ayudar a los médicos y las médicas a enfrentar los riesgos de atender esta enfermedad que tiene en alerta al mundo.

Ahí, los médicos especialistas estiman que los enfermos graves que podrían requerir el ingreso a las unidades de cuidados intensivos podrían llegar hasta las 10,500 personas una vez que México entre a la fase 3 de transmisión del virus.

Publicidad

"En México nos encontramos en fase 2 desde el 23 de marzo del presente año, y es posible que, debido a la progresión viral, la fase 3 se inicie oficialmente el próximo 19 de abril, con una cantidad estimada por las autoridades de entre 600,000 y 1 millón 200,000 infectados, de los cuales 10,500 serían casos graves que podrían ameritar ingreso a sala de urgencias y unidad de cuidados intensivos", señalan los expertos en el documento.

De acuerdo con las cifras mundiales, hasta ahora Estados Unidos es el país con el mayor número de casos positivos de coronavirus, con más de 364,000 al corte de este lunes. Le siguen España, con 136,000 casos, e Italia, con 132,000.

Lee: #DiarioDelCoronavirus | AMLO da un informe y México supera los 2,000 casos

Hasta el corte de este lunes, México sumaba 2,439 casos confirmados y 125 fallecimientos. Según la Secretaría de Salud, la mayoría de esas muertes se debió a complicaciones a causa de enfermedades crónico-degenerativas como sobrepreso, obesidad, hipertensión y diabetes.

El subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, ha dicho durante los últimos días que la entrada del país a la fase 3 de transmisión del virus se dará "en dos o tres semanas". El funcionario federal ha insistido en que en ese momento comenzará la etapa más crítica de atención al COVID-19.

Publicidad

Frente a ese panorama para México, con este protocolo de atención los especialistas quieren ofrecer una guía para que los médicos y las médicas puedan identificar los síntomas de riesgo en los enfermos. Además, se recomiendan medidas para evitar el contagio.

"El impacto de la pandemia por COVID-19 al sector salud, social, económico y a la estabilidad del Estado mexicano es muy alto, pudiendo llegar a provocar en corto tiempo una crisis económica de grandes proporciones con consecuencias históricas. Se debe destacar una alta posibilidad de contagio al personal de salud, lo que mermaría de forma importante la capacidad de atención adecuada a los enfermos graves de COVID-19 y de otras patologías que seguirán requiriendo manejo en las áreas críticas", explican los expertos.

Publicidad

Durante la sesión de la sociedad realizada el jueves pasado, Javier Saavedra Uribe, presidente de la organización, dijo que, aunque no es la primera pandemia que enfrenta el país, parece que así fuera, debido a las deficiencias que se observan.

"No es la primera vez que nos vemos afectados por una pandemia, pero históricamente parece que es la primera vez, por la falta de preparación, por la falta de recursos, por infraestructura. Es una de nuestras realidades y debilidades como país", advirtió.

Recomendamos: Médicos compran su propio material e improvisan ante casos de coronavirus

Identificar, aislar, tratar y trasladar

El protocolo propone medidas específicas y de equipamiento para el personal médico en contacto con pacientes con COVID-19, que incluye cuatro pasos: identificar, aislar, tratar y trasladar.

Primero, se debe identificar a los pacientes con síntomas más graves; luego, se propone aislarlos donde no tengan contacto con familiares.

"Al circuito de aislamiento no deberán pasar los familiares o acompañantes del paciente, que serán informados del procedimiento a seguir. En los casos de pacientes menores de edad o que requieran acompañamiento, el paciente tendrá derecho a dicho acompañamiento y deberán adoptarse las medidas necesarias para su protección mediante la utilización de equipos de protección personal", señalan los expertos.

Además, se subraya el cuidado del personal para que no tenga contagio con los pacientes.

En el caso del traslado, se prevé que el transporte del paciente se realice en una camilla, de ser posible con aislamiento, y con el paciente con cubrebocas.

La necesidad de más equipo

Hasta ahora, las autoridades mexicanas han asegurado que se trabaja en la obtención del equipo necesario para enfrentar el brote de COVID-19 durante las próximas semanas.

"Estamos abordando el avión de Aeroméxico 'Misionero de Paz'; por instrucciones del presidente López Obrador, estamos estableciendo un puente aéreo con China donde vamos a estar surtiendo algunos de los elementos que necesita el sector salud", anunció recientemente la subsecretaria de Asuntos Multilaterales y Derechos Humanos de la Cancillería, Martha Delgado.

La funcionaria afirmó que las autoridades seguirán trabajando para conseguir fuera del país todos los elementos que no se producen en México.

¿Qué ocurre en el país?
Recibe la información más relevante del gobierno y la sociedad.

Publicidad
Publicidad