Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Los gobiernos estatales aprietan medidas contra el COVID-19

Los gobernadores de Jalisco y de Michoacán anunciaron que el distanciamiento social será obligatorio a partir de este 20 de abril. La jefa de gobierno de la CDMX también alista acciones en la capital.
lun 20 abril 2020 12:08 PM
Alfaro, Sheinbaum y Aureoles
De izquierda a derecha: Enrique Alfaro, gobernador de Jalisco; Claudia Sheinbaum, jefa de gobierno de la CDMX, y Silvano Aureoles, gobernador de Michoacán.

Los gobiernos estatales empezaron a apretar las medidas para prevenir los contagios de COVID-19, conforme se acerca la entrada del país a la fase 3 de transmisión del coronavirus.

El gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles, ordenó a partir de este lunes un periodo de aislamiento obligatorio, lo cual conlleva que solo podrán circular por la vía pública quienes tengan que salir para adquirir alimentos, productos farmacéuticos o de primera necesidad, así como quienes tengan que ir a hospitales o establecimientos sanitarios, o quienes deban trasladarse para atender a adultos mayores, menores o personas dependientes.

"Lo mismo para quienes se desplacen a su lugar de trabajo, solo para desarrollar actividades esenciales, como ha sido ya determinado por la Federación. Esto cuenta también para las personas que acudan a bancos o instituciones de seguros o quienes deban salir por casos de fuerza mayor plenamente justificados", dijo el funcionario en un video difundido en sus redes sociales.

Publicidad

Aureoles indicó que todas las personas que entren en estos supuestos deberán acatar todas las medidas sanitarias emitidas por las autoridad de Salud, como el uso de cubrebocas, mantener sana distancia, realizar el estornudo de etiqueta, evitar el saludo de manos, así como hacer un constante lavado de las mismas.

En Michoacán, hasta la noche de domingo se registraban 115 casos positivos confirmados de COVID-19, 700 casos sospechosos y 17 defunciones.

"A quienes circulen por motivos diferentes a los que he mencionado se les aplicará una sanción, que va desde una multa hasta el aislamiento obligatorio en alguno de los 10 centros que se han instalado para estos fines en todo el territorio del estado", refirió el gobernador.

Aureoles explicó que, como parte de la sanción, también se contempla realizar trabajo social comunitario, que consiste en llevar apoyo alimentario a grupos vulnerables, tareas para elaborar cubrebocas y limpieza en hospitales y centros de salud.

Publicidad

El mandatario precisó que esta medida no significa aplicar Estado de excepción, sino que busca contrarrestar las aglomeraciones de personas que persisten en la entidad.

"Se siguen organizando fiestas, jaripeos, eventos deportivos y celebraciones de todo tipo. Esto, además de ser un riesgo para las personas que asisten a estos eventos, pone en grave peligro a las personas más vulnerables, a nuestras familias, a nuestros seres queridos, empezando por nuestros adultos mayores", dijo.

Lo decretado en Michoacán se suma a lo anunciado este domingo por el gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, quien anunció que a partir de este lunes serán obligatorias las medidas de distanciamiento social en la entidad .

Como en Michoacán, Alfaro ordenó el uso de cubrebocas e indicó que habrá sanciones para quien no acate estas medidas. También dijo que la fuerza pública podrá intervenir para verificar que esas disposiciones se cumplan.

Además, el fiscal general de Jalisco, Gerardo Octavio Solís Gómez, anunció este lunes que se pondrá en marcha una agencia especial para atender las denuncias de agresiones contra personal médico, como las que se han reportado en el país desde que inició la atención a los casos del coronavirus COVID-19.

Publicidad

En la Ciudad de México, la jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum, informó este lunes que su administración reforzará las medidas de contingencia cuando el gobierno federal declare fase 3 de transmisión del virus, aunque reiteró que no se aplicarán multas o arrestos contra ciudadanos por estar en la calle.

"No vamos a llegar, como han llegado en otros estados de la República, a multar a la gente que esté en la calle, o a detenerla. Primero, porque esa es nuestra convicción, porque creemos en la conciencia de la gente, porque vivimos en una ciudad democrática", dijo en conferencia de prensa.

También argumentó que medidas coercitivas de este tipo significarían sacar a elementos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) de sus tareas diarias y una saturación en los ministerios públicos.

"No habría capacidad. Se detiene a una persona que está en la calle, ¿a dónde la llevas?", dijo.

"¿Ahora la policía se va a dedicar a gente que esté en la calle en vez de a delincuentes? Porque finalmente también tiene que seguir haciendo su trabajo de vigilancia en la seguridad", sostuvo.

Publicidad

A su vez, la Fiscalía General de Justicia de Sonora advirtió que se castigará con hasta tres años de prisión o 300 días de trabajo comunitario a quien discrimine o lesione al personal del sector salud.

La fiscal de Sonora, Claudia Indira Contreras Córdova, informó que se priorizará la atención de casos contra personal de salud ante la epidemia por coronavirus.

“Quien incurra en estas conductas será investigado y sujeto a todo el peso de la ley. Las médicas, médicos, enfermeras, enfermeros, todo el personal del sector salud, en medio de esta emergencia sanitaria, cumplen con su ejercicio y vocación, y debemos valorar que también sacrifican su salud, la de sus hijos y su familia”, resaltó la fiscal.

Con información de Shelma Navarrete y Notimex.

Publicidad
Publicidad