Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El NAIM era una obra “inútil” y “faraónica”, dice Jiménez Espriú

Ante senadores, el titular de la SCT nuevamente defendió la decisión de cancelar el aeropuerto en Texcoco para, en su lugar, desarrollar uno en Santa Lucía.
lun 21 octubre 2019 05:16 PM
Javier Jiménez Espriú
Javier Jiménez Espriú ha sido un hombre cercano al presidente desde hace varios años.

El secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, tachó al proyecto del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) como una obra “inútil” y “faraónica”, al tiempo de que el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador ha declarado el arranque de los trabajos del Aeropuerto Internacional de Santa Lucía (AISL).

Durante su comparecencia en el Senado, el funcionario dijo este lunes que la actual administración está comprometida a terminar aquellos proyectos iniciados en gestiones pasadas, siempre y cuando los considere de provecho.

“Vamos a terminar las obras inconclusas… útiles. Y dije ‘útiles’ porque me van a decir que por qué no seguimos con el NAIM. Por eso le puse el apellido de ‘útiles’”, señaló.

Publicidad

Juan Antonio Martín del Campo, senador del PAN, cuestionó al secretario acerca de si considera que ahora la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) es un espacio libre de corrupción, a raíz de los señalamientos que hubo contra la dependencia en el sexenio de Enrique Peña Nieto (2012-2018).

Ante esto, Jiménez Espriú respondió: “Sí, somos un espacio libre de corrupción. Eso no quiere decir que no se cuele alguien o haya conflicto de interés. El que se desvíe y no haga caso al letrero… se va a atener a las consecuencias”.

En torno al AISL, que el gobierno de López Obrador promovió como alternativa al cancelado NAIM y que oficialmente se llamará General Felipe Ángeles, el funcionario se comprometió a que toda la información relacionada será dada a conocer en tiempo real.

También criticó al colectivo #NoMásDerroches, que ha promovido amparos contra el proyecto de Santa Lucía, y dijo que tendría que cambiar su nombre a “Nomás derroches”.

Lee: Inician obras en Santa Lucía: AMLO promete inauguración el 21 de marzo de 2022

Publicidad

Para Jiménez Espriú, el NAIM era una “obra faraónica” que no tenía razón de ser.

“Decían que estábamos saturados, pero también están saturados 80, 90 hospitales, las escuelas. También tienen 50% de gente pobre y no podemos tener un aeropuerto faraónico. Quienes han puesto los amparos debieron haber actuado y decir ‘no más derroches’. Aparentemente, lo que se plantean y lo que querían es ‘nomás derroches’. Porque eso sí era: ‘nomás derroche’”, dijo.

Más aún, aseguró que que quienes criticaron la cancelación del NAIM están “mal informados”.

“En el proyecto de Texcoco, la iniciativa privada no había puesto un solo centavo. Toda la inversión fue la TUA (Tarifa de Uso de Aeropuerto) y el dinero que se obtuvo de financiamiento fue por créditos con intereses del 10%”, dijo.

El funcionario reconoció que, al final, frenar las obras en Texcoco tendrá un costo de 70,000 millones de pesos, mientras que construir en Santa Lucía tendrá un costo de 75,000 millones de pesos.

Argumentó que la cancelación del NAIM no fue por corrupción, aunque estimó que “seguramente la hay”.

“Si hubiese sido por corrupción, tendríamos que cancelar casi todas las obras inconclusas; no fue la corrupción, fue lo que iba a significar el desgaste ecológico y financiero”, dijo.

Publicidad
¿Qué ocurre en el país?
Recibe la información más relevante del gobierno y la sociedad.

Publicidad
Publicidad