Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Cuatro alcaldías de CDMX concentran 55% de las extorsiones registradas en 2022

Iztapalapa y Cuauhtémoc ocupan el primer y segundo lugar; sin embargo, especialistas advierten que se desconoce la magnitud del problema, pues 95% de los casos no se denuncian.
mié 03 agosto 2022 06:00 AM
alcaldias-extorsion.jpg
En la Ciudad de México, Iztapalapa, Cuauhtémoc, Iztacalco y Gustavo A. Madero se encuentran a la cabeza en los casos de extorsión registrados en carpetas de investigación por la Fiscalía General de Justicia (FGJ) capitalina.

Las alcaldías Iztapalapa, Cuauhtémoc, Iztacalco y Gustavo A. Madero concentran 55% de los casos de extorsión denunciados en la Ciudad de México, es decir, 102 de las 185 carpetas de investigación abiertas por la Fiscalía General de Justicia (FGJ) capitalina entre enero y junio de este año.

Las extorsiones han ganado atención de nuevo en la ciudad tras darse a conocer el ‘cobro de piso’ a un comerciante de La Merced, quien recibió amenazas de un presunto integrante de la Unión de Tepito.

Publicidad

“Vas a perder tu negocio mi chavo, ¿oíste? Agarras este número y marcas mañana a las 8 de la mañana. Veo una patrulla aquí en el transcurso de la noche y le estoy echando lumbre a tu negocio”, se escucha decir al supuesto miembro de La Unión, quien lleva un casco de motociclista, en un video difundido en redes sociales.

Iztapalapa es la alcaldía con más extorsiones al registrar 34, seguida de Cuauhtémoc –donde surgió la Unión de Tepito- con 32; en tercer lugar se ubican Iztacalco y Gustavo A. Madero, con 18 casos cada una.

Después también empatadas se encuentran las alcaldías Venustiano Carranza –donde se ubica La Merced- y Benito Juárez con 13 carpetas de investigación.

 

En la ciudad disminuyeron los casos registrados de extorsión en el primer semestre de 2022 respecto al mismo periodo de 2021 en 18%, pues el año pasado se habían consignado 231 casos, de acuerdo con los datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública.

Esto no equivale necesariamente a que existan menos extorsiones en la capital, advierte Angélica Canjura, investigadora de Causa en Común.

“Este decremento nos puede reflejar o bien que han disminuido las denuncias que se hacen ante la autoridad o bien que el delito ha bajado; la hipótesis que tendría la mayor probabilidad de ser es que se denuncia menos”, señala en entrevista con Expansión Política.

 

Desconfianza en las autoridades, amenazas de represalias en caso de denunciar como parte de la propia extorsión, un sistema de justicia deficiente y excesiva burocracia para levanta una denuncia así como impunidad son las principales causas por las cuales cerca de 95% de las extorsiones no son denunciadas, indica Canjura.

Francisco Rivas, presidente del Observatorio Nacional Ciudadano (ONC), explica que la gran mayoría de las extorsiones se realizan vía telefónica o digital y solo cerca de 10% son presenciales; sin embargo, de estas se denuncia menos de 1%, por lo que hay 99% de cifra negra.

Una muestra de la gran cifra negra es que el Consejo Ciudadano para la Seguridad y Justicia informó haber recibido 27,000 reportes relacionados con extorsiones en 2019, pero se tradujo sólo en 856 carpetas de investigación durante ese año.

 

Rivas considera que parte del problema es la falta de información sobre este delito, ya que no se tienen desagregados en los datos oficiales cuántos casos son extorsiones telefónicas o presenciales, cuántas fueron intentos o consumadas, ni tampoco se conoce en qué casos fueron contra unidades económicas (como tienditas, restaurantes, bares o empresas) y cuántas contra individuos.

“Es uno de los fenómenos delictivos donde sabemos menos porque si vemos sólo el dato de extorsión nos dice muy poco, apenas y nos explica generalidades acerca de cómo ocurre este delito”, comenta Rivas.

Publicidad
Publicidad