Publicidad
Inicia sesión

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Baja asistencia e incertidumbre por coronavirus enmarcan a escuelas de la CDMX

A pesar de que en la escuelas de educación básica de la CDMX las clases se suspenderán a partir del 23 de marzo, algunos padre de familia prefirieron ya no enviar a sus hijos a clases.
mar 17 marzo 2020 10:18 AM
Escuela en el preámbulo del regreso a clases presenciales para el ciclo 2021-2022
En un recorrido que hizo Expansión Política por varias escuelas se observó que en donde hay filtros, estos no pasan de decir que no presentan síntomas, pero a la entrada no hay información sobre el COVID-19.

Minutos antes de dar las 8:00 horas, cuando normalmente los alrededores de la escuela Emiliano Zapata, en la alcaldía de Azcapotzalco, están muy concurridos, este martes 17 de marzo, la imagen fue distinta.

A la entrada, solo algunos padres con sus hijos esperaban instrucciones respecto a los protocolos de ingreso de los estudiantes ante el COVID-19, la nueva cepa del Coronavirus que tiene en alerta sanitaria al país . Cuando abrieron las puertas, las autoridades escolares repartieron a los padres o tutores un formato para marcar si sus hijos presentan algún síntoma como tos, fiebre y gripe.

Basta con poner que “no” para que los pocos niños que asistieron este martes ingresen al plantel. Así de fácil.

Publicidad

En esta escuela de aproximadamente 300 alumnos, solamente alrededor del 10% o 20% acudió este lunes, según los testimonios de algunos de los padres.

“Vine a traer a mi hijo para ver qué instrucciones nos dan”, dice Eduardo Reséndiz, padre de un alumno de cuarto año.

“De manera preventiva, lo correcto es que las clases se hubieran suspendido a partir de hoy y no hasta el viernes”.
Eduardo Reséndiz, padre de familia.

La semana pasada, la Secretaría de Educación Pública (SEP) anunció, en conjunto con la Secretaría de Salud (SSA), que se adelantarán las “vacaciones” de Semana Santa para empezar el 23 de marzo y finalizarán el 20 abril, aunque para entonces se revisará si hay condiciones.

El titular de la SEP, Esteban Moctezuma, explicó que el ampliar el receso no significa que “sean vacaciones”, porque se deberá de recuperar el plan de estudios, en tanto que en estos días habría medidas especiales en las escuelas, como filtros y avisos de los padres de que sus hijos se lavaron las manos antes de ir al plantel y no tienen síntomas.

 

En un recorrido que hizo Expansión Política por varias escuelas, además de la poca afluencia, se observó que en donde hay filtros, estos no pasan de decir que no presentan síntomas, pero a la entrada no hay información sobre el COVID-19 ni gel antibacterial ni carteles con recomendaciones ante la epidemia.

No obstante a la advertencia, en la escuela Vidal Rivero –también con apenas unos cuantos estudiantes que llegaron– la entrada se hace sin ninguna medida de prevención. Los niños y niñas que asisten pasan sin ninguna restricción, incluso si estuvieron enfermos la semana pasada.

Karla Molina, madre de familia, comentó que su pequeño de cuarto año de primaria tuvo infección en la garganta la semana pasada por eso lleva cubrebocas y que asistió a la escuela porque la maestra le dijo que hoy habría examen.

 

“La semana pasada no vino a la escuela y el jueves pasado que yo vine la maestra me dijo que les iba a hacer examen, por eso lo traje, pero le dije ponte el cubrebocas, trae su botellita de gel antibacterial, mi hijo ya vio todas las recomendaciones que se tienen que hacer”, detalló.

Las cosas son distintas en la Guardería Infantil 011 del IMSS, donde sí hay tienen un protocolo de recepción de los menores, en el que les dan gel, les hacen preguntas a los padres y tutores e incluso les revisan las mochilas.

“Lo único que nos comentaron es que si notamos un cambio en los niños, aunque sea el más mínimo como estornudo, tos, que evitemos traerlos para evitar los contagios”, señaló Mónica Orozco, tía de un pequeño que está en la guardería y como ella estudia en el Politécnico y ya no tuvo clases a partir de este 17 de marzo, lo llevó a las instalaciones ubicadas en Vallejo.

Publicidad
Publicidad