Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Voces de Morena que se pronunciaron (antes) contra uso de Ejército en seguridad

Esta semana, el presidente anunció que emitirá un acuerdo para que la Guardia Nacional dependa directamente de la Secretaría de la Defensa Nacional y ya no de la Secretaría de Seguridad Pública.
mié 10 agosto 2022 06:20 PM
morenistas
El tema de la seguridad pública en México genera polémica entre los políticos. Los morenistas, por ejemplo, ahora se contradicen.

Morenistas que en el pasado se manifestaron contra el uso de las fuerzas armadas en tareas de seguridad pública, hoy no se han pronunciado en contra de que la Guardia Nacional, institución que tiene a miles de elementos desplegados por territorio mexicano, dependa directamente de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

En abril de 2010, cuando aún no competía por segunda vez por la presidencia de México, Andrés Manuel López Obrador decía que no se necesitaba que el Ejército estuviera en las calles.

Publicidad

“Voy a hablar con los legisladores de nuestro movimiento, para que no se vayan a otorgar facultades excesivas al Ejército, ya estamos viendo cómo se están violando derechos humanos. Ya estamos viendo cómo inocentes están perdiendo la vida. No podemos aceptar un gobierno militarista, eso no le conviene ni siquiera a la misma institución militar”, decía el ahora mandatario, quien anunció esta semana que buscará que la Guardia Nacional, creada en su sexenio, deje de depender de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana (SSPyPC).

“En tres años se ha deteriorado la imagen del Ejército, pues los han mandado a la calle en una aventura, una estrategia fallida”, aseguraba López Obrador, aún en el sexenio de Felipe Calderón Hinojosa.

El tabasqueño señalaba en ese tiempo que se podía tener un soldado en cada esquina, pero si no había empleo, si no se atendía a los jóvenes, la violencia continuaría.

Dos años después, en enero de 2012, Citlalli Hernández, actual secretaria general de Morena, pidió en Twitter que le avisaran a Felipe Calderón Hinojosa, en ese momento presidente de México, que a ella le purgaba ver al Ejército en las calles.

Por su parte, Mario Delgado, hoy dirigente de Morena, defendía que las instituciones de seguridad fueran de carácter civil y no militar.

En el sexenio de Enrique Peña Nieto, cuando era senador, el hoy titular de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Manuel Bartlett, señalaba que el Ejército era respetable, pero los que no se merecían respeto eran los presidentes (Calderón y Peña) “que lo habían metido en un lodazal (sacarlo a las calles)”.

“Es la necedad de meter al Ejército donde no debe de estar y poner en riesgo al país. Sí se va a militarizar al país, corriendo un riesgo que ha ocurrido en todos los países de América Latina, menos a nosotros porque se logró un Ejército civilista y destinado a sus tareas”, destacaba en esos años, los del sexenio de Peña, en tribuna.

Rodeado de su gabinete de seguridad y por más de 70,000 elementos de la extinta Policía Federal y militares, la tarde del 30 de junio de 2019 el presidente Andrés Manuel López Obrador dio el banderazo de salida a la Guardia Nacional.

“No estaba en el centro el proteger a los mexicanos, el garantizar la seguridad pública. Por eso la creación de esta Guardia Nacional es algo muy trascendente, oportuno”, dijo el mandatario.

Esta semana, el presidente anunció que emitirá un acuerdo para que la Guardia Nacional dependa directamente de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y ya no de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana (SSPyPC).

“En la esfera de mis atribuciones, puedo modificar si es necesario el reglamento interno del gobierno, puede ser por decreto, puede ser una reforma a la ley de la Administración Pública, independientemente de lo que resulte sobre la reforma constitucional, pero sí hacen falta esos cambios, ya no quiero que vaya pasando el tiempo, la verdad nos faltan cosas pero no quiero que se nos quede nada”, explicó el lunes el presidente López Obrador.

De inmediato, líderes de oposición anunciaron impugnaciones en contra del acuerdo que emitirá el presidente.

 
Publicidad
Publicidad